La modelo que pasó de piloto de superdeportivos a modelo de cine para adultos

Renee Gracie asegura que es el mejor paso que ha dado en su vida

Modelo de superdeportivo con un potente motor de 750 caballos
Modelo de superdeportivo con un potente motor de 750 caballos

Renee Gracie se convirtió en 2015 en la primera mujer piloto de los superdeportivos V8. Formó pareja con Simona De Silvestro en el equipo Prodrive Racing Australia en el Bathurst 1000, pero la falta de resultados y de ingresos la llevo a abandonar los motores y cambiarlos por la industria del cine para adultos. Ahora vive una etapa de la que está encantada. “Ha sido lo mejor que he hecho en toda mi vida. Me ha puesto en una posición financiera que nunca podría haber soñado y lo disfruto”, explicó en el “Daily Telegraph”. Renee creó su propio sitio web con contenido exclusivo para suscriptores y asegura que se embolsa más de 10.000 euros diarios.

“Estoy ganando un buen dinero y estoy cómoda con el lugar donde estoy”, dice. Con 25 años presume de que sus padres la apoyaron desde el principio: "Mi padre lo sabe y lo apoya. Creo que se podría decir que mi padre está realmente orgulloso por la situación en la que estoy y por lo que he podido hacer con el sitio”. Pese a dejar el mundo de la velocidad no ha abandonado su amor por los coches y es habitual que publique fotografías junto a alguna de sus máquinas.