La descontrolada celebración del triunfo del Baskonia

Las imágenes de la calle Cuchillería de la capital alavesa llena de aficionados sin mascarilla han indignado a la ciudad

Vitoria se llenó ayer de cientos de aficionados que quisieron celebrar su cuarta Liga. En pleno centro de la capital alavesa, y con su epicentro en la calle Cuchillería del casco viejo, centenares de aficionados, sin mascarillas, invadieron las calles en un tumulto de gente descontrolada festejando la victoria de su equipo olvidando mantener las más elementales distancias de seguridad.

Los hechos obligaron a la rápida intervención de la Guardia Municipal y Ertzaintza. De madrugada, sobre las 4.00 horas, los responsables de una discoteca situada en la Plaza San Antón de la capital alavesa tuvieron que solicitar la presencia policial ante la imposibilidad de controlar el aforo del establecimiento.

En los incidentes una persona resultó arrestada por atentar contra los agentes y dos ertzainas resultaron contusionados de carácter leve, al tiempo que se abrieron expedientes a ocho personas en virtud de la Ley de Seguridad Ciudadana por insultar a las fuerzas de seguridad.

El alcalde de la ciudad, Gorka Urtaran, señaló anoche en redes sociales que se siente “muy preocupado” con las imágenes de las calles de la ciudad y aseguró que “ya habrá tiempo de celebraciones”, al tiempo que pidió “que una noche de alegría no se convierta en semanas de tragedia y sacrificio”.