Fórmula 1

Vettel manda bajo la lluvia y Sainz es tercero en Hungría

Hamilton dominó en seco en la jornada matinal de los entrenamientos libres del Gran Premio de Hungría.

El británico Lewis Hamilton (Mercedes), seis veces campeón mundial de Fórmula 1, fue el mejor en seco; y el cuádruple campeón alemán Sebastian Vettel (Ferrari) lo fue sobre mojado en los entrenamientos libres del Gran Premio de Hungría, que el mexicano Sergio Pérez (Racing Point) -sin agua- y el español Carlos Sainz (McLaren) -con ella- acabaron terceros, respectivamente.

Hamilton, de 35 años, que apunta este año al récord histórico de títulos (7) del alemán Michael Schumacher, marcó el mejor tiempo de la jornada, obviamente en seco en el primer ensayo. Al cubrir los 4.381 metros del Hungaroring en un minuto, 16 segundos y tres milésimas, 86 menos que su compañero Valtteri Bottas, líder del Mundial, que también fue segundo por la tarde, en la que Vettel giró en 1:40.464, dos décimas menos que el anterior, en un lluvioso ensayo en el que siete de los veinte pilotos -entre ellos el séxtuple campeón inglés- ni siquiera marcaron tiempo.

Hamilton, que en Hungría saldrá por séptima vez primero si este sábado eleva a 90 su propio récord histórico de poles en F1, busca caza mayor en el Hungaroring, una de sus pistas talismán. Allí, al igual que en Canadá, ganó siete veces y, si vuelve a vencer, igualará otra de las plusmarcas de Schumacher: la de más triunfos en el mismo Gran Premio, que el Kaiser firmó al anotarse ocho veces el de Francia, en Magny Cours.

Se rodó poco en el esta vez fresco Hungaroring -el primer ensayo acabó a 18 grados ambientales y el segundo, a 16-, donde, además, llovió por la tarde. Esto provocó que los pilotos prefiriesen no gastar neumáticos, en previsión de que durante la calificación de este sábado (fundamental en un circuito en el que, en seco, es muy complicado adelantar) también pudiese llover.

Checo Pérez -quinto en el Mundial, tras repetir sexto puesto- demostró consistencia, a pesar de rodar poco, en ambas sesiones. En la matinal, en la que los Mercedes encabezaron la tabla de tiempos por delante de los Racing Point, el mexicano acabó tercero. Y por la tarde, quinto -esta vez por detrás de su colega canadiense Lance Stroll- en una lluviosa sesión en la que Sainz fue tercero después de demostrar su destreza pilotando bajo la lluvia.

El español -séptimo en el campeonato, con 13 puntos, 30 menos que Bottas-, que reconoció tras la jornada de entrenamientos que “por la mañana el coche no iba” como esperaban, acabó el ensayo vespertino tercero, a un segundo y dos décimas de Vettel, que, de alguna forma, rebajó con su mejor tiempo las tensiones internas de su equipo.

El alemán está en boca de todos, ya que podría firmar por lo que ahora es Racing Point, que el año que viene será Aston Martin. De ser cierto el rumor, en la escudería sobraría Checo Pérez, más talentoso y experimentado, o Stroll, que resulta ser el hijo del dueño, Lawrence Stroll.

Es decir, que papá Stroll deberá decidir si echar del equipo a su hijo o llegar a un (importante) acuerdo económico con Pérez para que sea éste el que abandone la estructura de lo que antes era Force India, equipo con el que este año completará su séptima temporada, la décima desde que es piloto de Fórmula 1.