Pandev, un futbolista, un equipo, un país

Ha clasificado a Macedonia del Norte por primera vez para la Eurocopa. Fue campeón de Europa con el Inter de Mourinho y es dueño de un equipo de la primera división de su país

Goran Pandev, héroe nacional en MacedoniaZURAB KURTSIKIDZEEFE

Goran Pandev ha cumplido ya los 37 años, lleva veinte jugando con su selección, que en el trayecto desde su debut ha cambiado incluso de nombre, pero pocas alegrías tan grandes ha tenido en su carrera como marcar el gol que clasificó a su país para la fase final de la Eurocopa.

Pandev consiguió el gol de la victoria de los macedonios en Georgia que les daba la clasificación para la fase final de un gran torneo por primera vez en su historia. Macedonia de Norte es, probablemente, el país más débil futbolísticamente de los que resultaron de la escisión de Yugoslavia. Pero el gol de Pandev la ha transportado hasta otra dimensión. Jugará la Eurocopa en el grupo con Austria, Países Bajos y Ucrania.

El héroe macedonio salió muy pronto de su país, aún no había cumplido los 19 años, para fichar por el Inter de Milán. Pero ahora que su carrera está cerca de acabarse, aunque parece no tener fin, desdobla su personalidad y sigue pendiente del fútbol macedonio como presidente del Academia Pandev de la Primera División de su país.

El futbolista macedonio, que ahora juega en el Genoa, fundó el equipo en 2010, en su época más gloriosa. La idea, como la de tantos otros ex futbolistas, era la de montar un centro de formación para jóvenes jugadores y así fue hasta que en 2014 decidió crear un equipo profesional.

La Academia empezó desde abajo antes y en 2017 alcanzó la primera división de su país. Y esta temporada ha debutado en las competiciones europeas. Se estrenó en la fase previa de la Liga Europa, aunque fue eliminado por el Zrinjski por un total de 6-0. Su equipo no está bien clasificado en este momento en la Liga macedonia, mientras él intenta escapar del descenso a la Serie B con el Genoa, el octavo equipo de su carrera.

Pandev ha pasado varias veces por el Inter de Milán, pero ninguna etapa tan exitosa como la de 2010 con el Inter de Mourinho. Ganó el triplete y devolvió al Inter la Copa de Europa que no ganaba desde los años 60.

Para volver al Inter de Milán tuvo que denunciar a su antiguo equipo, el Lazio, que lo había castigado sin jugar en la primera parte de la temporada por solicitar el traspaso. El presidente del club, Claudio Lotito, consideró su petición de salida un desafío y lo dejó sin jugar durante cinco meses. Ganó el juicio y fue declarado agente libre a tiempo para ganarlo todo con el Inter, el equipo que lo había ido a buscar a su país siendo casi un adolescente.

En el Inter había jugado también Darko Pancev, el mejor jugador de la historia de Macedonia hasta la irrupción de Pandev. Pancev fue campeón de Europa con el Estrella Roja y la referencia de la selección macedonia desde su independencia en 1994. A Pancev le pilló ya en decadencia la independencia y sólo pudo disputar seis partidos.

Pandev lo ha superado ampliamente. Además del gol para la historia que clasificó a su país para la Eurocopa, el delantero es el futbolista que más veces ha vestido la camiseta de Macedonia del Norte –106 partidos– y el máximo goleador, con 30 goles.

«Esto puede hacer mucho para la popularización del fútbol entre los jóvenes. La Federación debe aprovechar esta ocasión para mejorar las condiciones y desarrollar nuevos talentos en los clubes», asegura Pancev, que ahora regenta un bar en Skopje, la capital de Macedonia.