Fútbol

El Atlético, la única certeza del campeonato

En un campeonato marcado por la irregularidad, el equipo de Simeone no ha fallado. Lleva siete victorias consecutivas y suma 26 puntos de 30 disputados

Marcos Llorente y Lemar celebran el segundo gol que marcaron al Valladolid
Marcos Llorente y Lemar celebran el segundo gol que marcaron al ValladolidEmilio NaranjoEFE

«Siempre miramos el siguiente partido, no nos detenemos en lo que estamos haciendo, vivimos de lo que va a pasar la semana que viene», decía Simeone después de ganar al Valladolid. En realidad, el Atlético mira mucho más adelante. Los números lo sitúan como el gran candidato a ganar la Liga. Saca doce puntos al Barcelona y seis al Real Madrid, que tiene un partido más.

En esta Liga marcada por la pandemia todo es incertidumbre menos el Atlético, que suma 26 partidos de Liga invicto en el campeonato español. Su última derrota fue el 1 de febrero de este año contra el Real Madrid, su rival del próximo sábado. Una oportunidad para dejar a su gran rival a nueve puntos, que podrían ser doce al haber disputado un partido menos.

Simeone reconoce que su equipo salió mejorado del confinamiento. «Cuando volvimos a jugar esos once partidos [después del parón] el equipo mostró ya situaciones de mejoría, de una presión más alta, de tener mas situaciones de gol, hemos tenido mucho más penales a favor debido a que estábamos en las cercanías de área», explicaba el entrenador rojiblanco antes de enfrentarse al Valladolid.

«En la vuelta a la competición en Liga, el equipo mantiene esa línea. Hubo un crecimiento de distintos futbolistas que nos dan y nos permiten opciones que la temporada pasada en el inicio no teníamos», añade. Aunque reconoce que el primer paso para ese crecimiento se ha dado desde el banquillo. «Hemos crecido primero nosotros los entrenadores a mejorar situaciones de juego en el campo y los futbolistas lo están transmitiendo de la mejor manera ejecutándolo partido tras partido», asegura.

Desde el comienzo del campeonato, el Atlético sólo ha concedido dos empates, ha ganado 26 de los 30 puntos que ha disputado y sólo ha recibido dos goles. Números de campeón.

Uno de los futbolistas que más han contribuido a ese salto del equipo rojiblanco es Marcos Llorente. Contra el Valladolid marcó el segundo tanto y ya son cuatro los que ha conseguido esta temporada, a los que suma dos asistencias. Los siete goles que ha marcado en Primera los ha conseguido a las órdenes de Simeone, que lo ha convertido en un jugador diferente, más ofensivo y con llegada, lo que le valió la llamada de Luis Enrique y el debut en la última convocatoria de la selección. Un ejemplo para el Cholo. «Es un futbolista que, en estos momentos, tiene una ilusión enorme. Y cuando es así, le da lo mismo jugar 15 o 20 minutos, de titular, a la derecha, de delantero, y eso nos genera pasión en este juego. Ojalá podamos mantener esa ilusión todos, porque es necesaria para poder rendir en el nivel que buscamos», afirma Simeone.

Llorente es el jugador al que reinventó el Cholo la temporada pasada. Este año Lemar ha empezado el mismo proceso. El entrenador lo situó como interior en el centro del campo ante el Valladolid. Tenía más contacto con el balón y estaba cómodo. Y, además, marcó el primer gol del partido, aunque entonces ya jugaba por la banda izquierda. «Me pone muy contento, está trabajando desde hace mucho tiempo con muchas ganas de demostrar el futbolista que es y que les vengo contando», reconoce Simeone, que nunca ha perdido la confianza en el francés. «Ojalá estas actuaciones le generen confianza, seguridad y aplomo dentro del equipo», añade.

Al Atlético sólo le falta recuperar la eficacia a balón parado de los primeros tiempos del Cholo. «Estamos ocupados en mejorarla», dice Simeone.

A los rojiblancos les falla una de las bases del equipo en los comienzos de Simeone, pero tiene a Joao Félix. El portugués ha pasado de quedarse en el banquillo en partidos importantes, como el de la temporada pasada contra el Leipzig, a reservarse para los encuentros decisivos. Por eso Simeone lo guardó en los primeros 45 minutos contra el Valladolid, pensando en los partidos contra el Salzburgo y el Real Madrid de esta semana. Suma 8 goles en 15 partidos entre Liga y Champions este curso, sólo uno menos de los que consiguió en toda la temporada pasada.

El crecimiento de Joao es también el crecimiento del Atlético y lo necesita para el próximo miércoles en Salzburgo, donde el equipo se juega la clasificación para la siguiente fase de la Champions. El Atlético tiene dos caras, en la Liga y en Europa, pero Joao Félix mantiene la misma. El juego de su equipo cambia cuando él está en el campo. Y más si tiene a Koke al lado, como sucedió ante el Valladolid.