Fútbol

Koeman da la Liga por perdida

Pese a que dice que “nada es imposible”, admite que la distancia con el Atlético es ya “muy grande”

Koeman se lamenta en el banquillo en el partido contra el Eibar
Koeman se lamenta en el banquillo en el partido contra el EibarAlejandro GarciaAgencia EFE

El entrenador del Barcelona, Ronald Koeman, dijo que su equipo “mereció ganar” e hizo “lo necesario” después de empatar (1-1) en LaLiga Santander ante el Eibar en el Camp Nou. ”Ellos solo han chutado a puerta una vez. Creamos ocasiones, pero no marcamos el penalti y luego tuvimos un error en defensa. Lo hicimos bien, trabajamos duro, pero nos está pasando esto muchas veces”, añadió el técnico holandés. Koeman consideró que si el Barcelona se hubiese puesto por delante con el penalti (que falló Braithwaite) “el equipo hubiera estado más seguro, pero hay que marcar”.

De todas maneras, el entrenador holandés reconoció que “en la primera parte” su equipo “tuvo problemas de salida de balón” y no buscó “suficiente a la gente entre líneas ni la posibilidad de pasar el balón en profundidad a Braithwaite”. Koeman admitió: “No sé por qué no se ha hecho”. En el segundo tiempo el Barcelona pasó de jugar con un 3-5-2 a hacerlo con un 4-3-3. Según el técnico, lo hizo “para generar más juego”. Y añadió que “un error” (el de Ronald Araujo) les “costó un gol”, aunque puntualizó que “no se puede culpar a nadie y que todo el mundo puede fallar”.

Respecto a Dembélé, que salió en el descanso después de superar su lesión y que fue el autor del gol ante el Eibar, Koeman consideró que “es un jugador muy importante por su velocidad en banda” y reconoció “estar contento con él”. En general, explicó que a su equipo “le cuesta marcar” y que “los errores individuales han costado muchos puntos” al Barcelona. Sobre las opciones de ganar la Liga fue preguntado en Movistar, y dijo: “Hay que ser realistas. Es verdad que nada es imposible en la vida, pero la distancia de puntos ante el Atlético de Madrid es ya muy importante. Estamos hablando de un equipo que da pocas opciones a los rivales y que es muy regular”. Si los rojiblancos vencen al Getafe en su último duelo del año, serán diez puntos de distancia, además con un partido más los azulgrana. Si el Madrid puede con el Elche también serán diez puntos de diferencia, esta vez con una jornada más disputada por los de Zidane.