La oferta a Sergio Ramos que no tuvo respuesta

Un retuit del representante del futbolista complica las negociaciones. El Chiringuito desveló que el capitán ya ha recibido una oferta

Florentino Pérez y Sergio Ramos, ahora distanciados en el Real Madrid por la renovaciónFoto: TWITTER REAL MADRIDLA RAZON

Sergio Ramos podría ahora mismo negociar con otro equipo su marcha del Real Madrid el próximo verano, si es que le llega una oferta que supere lo que ahora cobra en el conjunto blanco. Aunque la dos partes parecía que estaban condenadas (y la palabra ahora mismo es esa) a entenderse, el retuit que hizo el hermano y representante de Sergio a un mensaje del periodista Alfredo Duro contra el Madrid ha destapado las diferencias entre ambas partes.

No son nuevos tiempos para alcanzar un gran contrato de despedida que es lo que podía considerar Ramos hace apenas un año. Todo ha cambiado con el coronavirus: el Madrid ha reducido el presupuesto, propone bajada de salarios y sabe que o cambian las cosas o termina el año con pérdidas. Por eso, casi ha descartado el fichaje de Mbappé también para este verano y se olvida de grandes fichajes imposibles.

Según anunció El Chiringuito, el club blanco ya hizo una oferta a Sergio Ramos en verano y se la ha repetido varias veces desde entonces: le pide mantener su ficha y renovar un año. Es decir, seguir pagándole unos 12 millones de euros, que le convierten en el mejor pagado de la plantilla.

Pero Sergio considera que se a sus 34 años (para hacer 35 a finales de marzo) se ha ganado, por lo que ha dado al club, por sus goles que forman parte ya de la memoria emocional de cualquier madridista y por lo que representa ahora mismo dentro del vestuario, considera que se ha ganado el derecho a que se le renueve por dos años. Que en esta etapa final de su carrera se le dé la seguridad de un par de años y, además, se reconozca el valor de lo que ha dado a la historia del Real Madrid.

Según El Chiringuito, la oferta que le hizo el Real Madrid es de un año, pero podría ser de dos en el caso del que el capitán aceptase rebajarse el 10% de nuevo en la negociación que van a tener club y jugadores para combatir la falta de ingresos que deja la pandemia.

Desde el lado de Ramos se esperaba una oferta mejor, no una oferta en la que para aumentar los años, una de sus peticiones fundamentales, tuviera que rebajarse el sueldo y acabar ganando menos de lo que gana ahora.

Las posturas de la negociación están así ahora mismo y habrá que ver cómo se mueven las partes y en qué acaba todo. Ninguno de los dos quiere alargar esto porque no beneficia al equipo. Ahora viene un mes de enero lleno de partidos, con la Supercopa por medio y se necesita que todos se centren en el objetivo futbolístico de agarrarse a la temporada, intentar, como el año pasado, ganar el título y seguir peleando con el Atlético por LaLiga.

El culebrón de la renovación de Sergio Ramos es también una pelea mediática. Por eso Ramos, después del retuit de su hermano publicó esta foto en Instagram, donde se le ve poniéndose el brazalete de capitán.

Sergio Ramos en InstagramFoto: La Razón (Custom Credit)

No es la primera vez que la renovación del futbolista andaluz se lleva a cabo también en los medios, con ambas partes marcando sus posiciones e intentando no quedar mal ante los aficionados madridistas. Sólo que en la última, Sergio Ramos apareció con una extraña oferta de China, nunca aclarada y por la que pretendía marcharse gratis del Madrid aunque tenía contrato. Ahora es distinto, se puede marchar si quiere, porque la relación contractual entre ambos ya termina. Al final, la última vez llegaron a un acuerdo, limaron asperezas y consiguieron mantener una relación más que cordial, apuntanto todos al mismo objetivo.

El asunto es si va a recibir ofertas con la que poder hacer frente a lo que le mantiene el Real Madrid. Ramos es uno de los grandes centrales del momento y sin duda uno de los más grandes en la historia del Real Madrid, sino el más. Pero la edad también cuenta y a eso hay que sumarle que todos los clubes europeos están viviendo lo mismo que el Real Madrid: es decir, no tienen público en sus estadios y sus ingresos han decaído de manera dramática.

Sólo podrían ficharle clubes con potencial económico más allá de los ingresos ordinarios y está por ver si están interesados. Este verano también puede ser el verano en el que Messi abandone el Barcelona y esa operación también es muy cara, pero muy interesante para los pocos de Europa que pueden permitirse un gasto.

Pero si llega una oferta mejor, Ramos ya sabe que el Madrid no puede competir. Según el Chiringuito se le haría una despedida a medida de lo que representa y se le mantendrían las puertas abiertas para que en el futuro trabajase en el club blanco, como otras leyendas.