MENÚ
sábado 21 septiembre 2019
01:03
Actualizado

Décima víctima del atasco en el Everest

Un escalador británico es el último fallecido a causa de la «fiebre» por hacer cumbre en el Himalaya.

  • Miembros del servicio de rescate llevan uno de los cuerpos de los fallecidos
    Miembros del servicio de rescate llevan uno de los cuerpos de los fallecidos

Tiempo de lectura 2 min.

26 de mayo de 2019. 02:29h

Comentada
R. D. .  26/5/2019

ETIQUETAS

La pasión desmedida por alcanzar la cima del Everest en esta ventana de buen tiempo se ha cobrado su décima víctima. Se trata de un escalador británico, Robin Haynes Fisher, de 44 años, que murió en las primeras horas del sábado a 8.700 metros de altitud después de regresar de la cima, según Murari Sharma de la organizadora de expediciones Everest Pariwar Treks. «Había descendido unos 150 metros por debajo de la cima cuando se derrumbó de repente. Su guía intentó rescatarlo, pero ya había muerto», añadía Sharma respecto a lo sucedido.

El viernes, el irlandés Kevin Hynes, de 56 años, murió en su tienda de campaña a 7.000 metros después de regresar de la cumbre. Y ese mismo día, la guía nepalí Dhurba Bista, de 33 años, fallecía también en el campamento base tras ser trasladada en avión desde una posición más alta por enfermedad, según su empleador, Anil Bhattarai, de Himalayan Ecstasy Treks. Tres indios, dos mujeres y un hombre, murieron esta semana durante su descenso después de escalar el pico, mientras cientos de escaladores presionaban por subir a la cima de la montaña más alta del mundo aprovechando este espacio de buen tiempo. Una locura más turística que de deporte de montaña por hacer cumbre en el Everest de la que ya se quejaban los expertos y que está provocando que se disparen las cifras de muertes esta temporada. A principios de este mes, un escalador estadounidense y un escalador indio también fallecieron durante su descenso del Everest. Un escalador austriaco murió en el lado tibetano. Seamus Lawless, otro escalador irlandés que desapareció el 16 de mayo, se presume sin vida en la montaña, en una lista que ya ha alcanzado las diez víctimas.

Babu Sherpa, director de Peak Promotion, dijo que el hacinamiento había congestionado la ruta desde el Campamento IV hasta la cima. «Solo había ventanas (de clima) cortas y todos intentaban escalar a la vez», dijo.
Cientos de escaladores acuden al Himalaya en primavera, muchos de ellos sin la preparación y experiencia necesarias para afrontar un reto así.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs