MENÚ
lunes 24 septiembre 2018
02:43
Actualizado
Consulta
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

El Sevilla, entre el trámite y un mal partido

El equipo de Machín defiende ante el Zalgiris el 1-0 de la ida para alcanzar la tercera ronda previa de la Liga Europa.

  • Los jugadores del Sevilla reciben instrucciones del árbitro Carlos del Cerro (d), durante el partido de la Supercopa de España ante el FC Barcelona el pasado 12 de agosto. Foto: EFE//José Manuel Vida
    Los jugadores del Sevilla reciben instrucciones del árbitro Carlos del Cerro (d), durante el partido de la Supercopa de España ante el FC Barcelona el pasado 12 de agosto. Foto: EFE//José Manuel Vida
Sevilla.

Tiempo de lectura 4 min.

15 de agosto de 2018. 18:47h

Comentada
Lucas Haurie.  Sevilla. 15/8/2018

ETIQUETAS

No pasa nada grave en el Sevilla, excepto que todo el mundo tiene el mal pálpito de que pasará. Perdida la Supercopa, sin mayor daño que cierta crueldad en el cómo, los sevillistas están en Vilna para defender un 1-0 que, pese a los exiguo, debería bastar para pasar la segunda de las tres rondas previas que debe disputar para meterse en su querida Liga Europa. Ni lo goles fallados en la ida ni el césped artificial sobre el que se jugará en la capital lituana deberían bastarle al debilísimo Zalgiris para remontar. El problema parece otro.

La prueba de que el compromiso contra los bálticos asustaba lo justo fue la alineación plagada de suplentes que compuso hace una semana un Machín que ahora ha dejado a algunos de sus futbolistas principales en casa, preparando la apertura de la Liga en Vallecas. Mercado y Kjaer, los únicos centrales de cierta garantía que tiene el soriano, no disputarán un encuentro que tampoco jugará André Silva, al que pudo inscribirse en la lista UEFA, pero prefirió el cuerpo técnico ahorrarle el esfuerzo. Además, Pareja, Ganso, Borja Lasso, Corchia y Pejiño tampoco viajan, lo que anuncia su condición de miembros simbólicos del elenco. O, mejor, de transferibles con carácter de urgencia.

Mientras se resuelve una eliminatoria que no le habría procurado ni un segundo de preocupación al gran Sevilla de anteayer mismo, los sevillistas mascan inquieto amargor, consecuencia de una planificación deportiva cutre y de una autocomplacencia estupefaciente. Ido Nzonzi, Joaquín Caparrós considera que el hombre que deba suplir al mejor jugador de la plantilla es «una de las dos o tres cositas» que restan por hacer para satisfacer a un Machín que «está contento» con lo que tiene. Y si esto es cierto, el club tiene un verdadero problema porque significaría que ha traído a uno de esos entrenadores conformistas y encantados de verse donde jamás habrían soñado estar.

Al Sevilla le faltarán, ojalá, «dos o tres cositas» cuando traiga a los cinco titulares indiscutibles –medio equipo, sí– que le faltan por incorporar: un central, un carrilero zurdo, un pivote, un delantero centro y un atacante de segunda línea. Hecho lo cual, podrá deshacerse sin embarazo de la decena de futbolistas que le sobran y completar el elenco con algún canterano potable o fichaje barato. Como nada de eso va a suceder, y la temporada se afrontará bajo las premisas del parcheo permanente y la oración en solicitud del milagro (que Muriel rompa en goleador, que Vázquez rompa a correr e imposibles de ese tenor...), el sevillismo vive en un ay sin, verdaderamente, importarle una higa lo que pase esta noche en Lituania.

Alineaciones probables:

– Zalgiris: Bartkus; Baravykas, Mbodj, Tomic, Slijngard; Mikoliunas, Manzorro, Blagojevic, Simkovic; Antal y Ogana.

– Sevilla: Vaclik; Aleix Vidal, Berrocal, Gnagnon, Carriço, Arana; Aleix Vidal, Roque Mesa, Amadou, Nolito y Ben Yedder.

– Árbitro: Enea Jorgji (Albania).

– Campo: Estadio de la Federación Lituana de Fútbol (LFF).

– Hora: 19:00 (LaLiga TV).

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs