Deportes

Messi, una máquina de hacer dinero para el PSG

El futbolista mejor pagado del mundo es también una gran fuente de ingresos

Leo Messi seguirá siendo en el PSG el futbolista mejor pagado del mundo.
Leo Messi seguirá siendo en el PSG el futbolista mejor pagado del mundo. FOTO: ANDRE COELHO EFE

Con el fichaje de Leo Messi, el PSG no solo contrata al mejor futbolista del mundo, sino que también incorpora a una gran fuente de ingresos. Messi es una máquina de hacer dinero para él y, hasta ahora, para el Barcelona, que ya empieza a sufrir las consecuencias económicas de la marcha del argentino. En Francia ya hacen números de lo que supondrá la presencia de Messi para el PSG y para la Ligue 1, que espera aumentar los ingresos por la venta de los derechos internacionales de la competición.

La revista Forbes ha situado a Messi como el segundo deportista del mundo mejor pagado en 2021, solo superado por Conor McGregor, luchador de artes marciales mixtas (MMA) en la UFC. Según Forbes, Messi ingresa 110 millones de euros al año, entre salario y publicidad.

Vincent Chaudel, cofundador del Observatoire du Sport Business, considera que la incorporación de Messi al PSG “tendrá un impacto desde el punto de vista del marketing similar al que supuso el fichaje de Neymar”. “La llegada de Messi aún puede ayudar al PSG a desarrollar su imagen a nivel internacional, especialmente en Asia. La concentración de estrellas en el PSG es una oportunidad real para que el club se convierta en el líder de un mercado en el que antes era un outsider”, sostiene Chaudel, quien calcula que el club parisino podría vender, por ejemplo, alrededor de 1,5 millones de camisetas al año. Eso supondría de “200 a 300.000 camisetas más de las que vende ahora”, según Virgile Caillet, delegado general de Union Sport et Cycle.

“Estamos en otro planeta, es estratosférico. La llegada de Messi es un evento que solo ha pasado una o dos veces en el fútbol, con Maradona cuando firmó por el Nápoles o cuando Zidane fue al Real Madrid”, sostiene Caillet, quien no tiene ninguna duda de que fichar a Messi es un gran acierto económico para el PSG: “Messi es un seguro. Desde que lo contratas tienes un número de ingresos adicionales casi automático: productos derivados, entradas, patrocinios... Es infalible”.

“Puede resultar paradójico por su edad (34 años), pero Messi representa el futuro del PSG, tanto económico como deportivo”, añade Caillet, para quien la amortización del fichaje de Messi es mucho más sencilla que la de Neymar o Kylian Mbappé, ya que no han pagado traspaso por él: “Para la amortización solo cuenta el salario, es mucho más accesible”.

Según el Observatoire du Sport Business, el impacto económico del fichaje de Messi se podría traducir, siempre desde un punto de vista teórico, en un espectacular aumento de ingresos para el PSG. El club parisino podría ganar 30 millones de euros más por los royalties de la venta de camisetas, más de 77 millones por nuevos contratos de patrocinio y hasta 30 millones más si llegara a ganar la Liga de Campeones. A eso habría que añadir la mejora en la reputación de la marcha PSG y el aumento de su visibilidad en las redes sociales gracias a la presencia de Messi. Además, el Fan Token del PSG se revalorizó más de un 130% desde que se conoció la posibilidad de que Messi podría fichar por el club. Con la confirmación oficial de su fichaje, esa cotización se podría disparar todavía más.

Los millones de euros que le pueden llegar al PSG con el fichaje de Messi son los que se le escapan al Barcelona con la salida del argentino. Según la consultora Brand Finance, la marcha de Leo podría costarle 137 millones de euros al club que preside Joan Laporta y el valor de la entidad podría disminuir un 11% respecto a la tasación actual, cifrada en 1.266 millones.

“La presencia de Messi en el Barcelona sin duda le ha permitido al club atraer seguidores, abonados, mejores jugadores, acuerdos comerciales y ganar trofeos. Su partida puede costarle mucho al club y provocar una dolorosa disminución del valor de la marca”, explica Teresa de Lemus, directora general de Brand Finance España.

“A partir de ahora, para mantener a los patrocinadores tendrá más importancia la competitividad del equipo que los nombres, pero es evidente que el adiós de Messi tendrá consecuencias a nivel de patrocinadores para el club”, declara a EFE Marc Ciria, experto en las finanzas del Barcelona y director general de Diagonal Inversiones. “Ahora se tienen que ganar Ligas de Campeones. Ya no valdrá con una cara como hasta ahora. El rendimiento deportivo será clave para quedarse con los patrocinadores. Messi les aportaba un relato y ahora se han quedado sin él. Hay que apostar a medio plazo por otros emblemas salidos de La Masía como Ansu Fati, aunque no lleguen al nivel de Messi. Hasta ahora cuando se negociaba con un patrocinador el escudo del Barça era Messi. Ahora deberá serlo el club”, añade Ciria.

“Los patrocinadores aguantarán este año a pesar de que algunos tienen en el contrato una ‘cláusula Messi’. No abandonarán el barco a corto plazo, porque no daría una buena imagen a su marca, pero estarán expectantes a la reacción del Barça para tomar decisiones a medio plazo”, insiste Ciria.