Deportes

Sergio Ramos se harta y quiere forzar su debut: el motivo por el que se oponen los médicos del PSG

El central comienza a impacientarse pero en el París Saint Germain lo tienen claro: “Puede romperse”

Sergio Ramos
Sergio RamosBENOIT TESSIERREUTERS

Sergio Ramos se harta de la críticas que rodean su llegada al PSG y está como loco por debutar pero la lesión que arrastra desde que se operó del menisco en Madrid le está lastrando. El sevillano ha realizado varios intentos por probarse y poder disputar sus primeros minutos pero por el momento el resultado ha sido nulo. Sigue entrenando en solitario y en el club parisino no están dispuestos a arriesgar y vivir la situación que se vivió en el Real Madrid cuando forzó su presencia en el encuentro de la selección ante Kosovo el pasado 31 de marzo de 2020 donde volvió a recaer. Posteriormente, el 5 de mayo jugó en Stamford Bridge el encuentro completo contra el Chelsea (2-0) en la vuelta de la semifinal de la Liga de Campeones. Fue su último partido con el Real Madrid y, hasta ahora, el último que ha disputado.

Ahora el camero se encuentra en una difícil situación, la afición del PSG está cada día más descontenta con su fichaje y el central ya no soporta el sinfín de especulaciones sobre su estado de forma que le llegan desde España y París. Sin embargo, a pesar de sus reiteradas peticiones al club, los servicios médicos del PSG se muestran inflexibles y desaconsejan forzar a Ramos. El motivo: el serio riesgo de una recaída importante. El sevillano sufre problemas en el sóleo de su pierna izquierda y no consigue superarlos con el paso de las semanas.

Esta lesión está siendo una pesadilla para Ramos. En el momento que intenta forzar un poco más en los entrenamientos, se le inflama con el consiguiente retroceso en el proceso de reincorporación a la dinámica grupal de Pochettino y los médicos advierten: “Puede romperse”.

Desde el PSG le piden paciencia ante el riesgo real de una nueva rotura por forzar en la recuperación. De ahí que Sergio Ramos no tenga fecha de debut. Solo lo hará cuando se encuentre en plena forma física y su lesión sea algo del pasado.

El club galo explicó que unos problemas en el gemelo iban a retrasar la esperada aparición de Sergio Ramos. Con tiempo aún por delante, su llegada al inicio de la temporada liguera era el objetivo. El primer partido estaba fijado para el 7 de agosto y, un día antes, el PSG emitió su habitual parte médico: Sergio Ramos iba a ser baja. A partir de aquí, semana tras semana, se confirmaban los peores augurios.

Partes médicos poco claros

Desde entonces, el PSG ha emitido una decena de partes médicos diferentes. En todos ellos se habla de Sergio Ramos. Y en todos ellos se evita dar una fecha concreta sobre su regreso y demasiadas explicaciones sobre su estado de forma. El gemelo le sigue dando problemas y en este periodo, como confirmó el club galo, se produjo una recaída justo cuando estaba a punto de volver. Un nuevo contratiempo en la rodilla que evidencia un año catastrófico para Sergio Ramos.

Su debut, por lo tanto, sigue en el aire. Una situación que entre los aficionados del PSG no ha sentado nada bien. Pochettino tampoco ha aclarado cómo se encuentra el de Camas, pero es un hecho que esperan tenerle listo próximamente.

“No hay una fecha concreta ni precisión de cuando podrá estar disponible otra vez, pero somos optimistas y pronto podrá estar con nosotros. Está en periodo de recuperación, lógicamente un jugador quiere jugar lo antes posible y lo que le hace feliz es jugar en el campo y entrenar”, subrayó Pochettino en su última rueda de prensa.

Un nuevo detalle alimentaba ayer los rumores. El PSG no publicaba parte médico previo al encuentro de hoy que enfrenta al PSG y al Manchester City de Guardiola, algo que llamó la atención al ser la primera vez que se produce, aunque desde París apuntan que se debe a las dudas sobre la convocatoria o no de Leo Messi.

De momento, y a pesar de las presiones del jugador, sigue aislado y su vuelta a los terrenos de juego sigue rodeada de misterio.