Deportes

Nuevas imágenes del vergonzoso estado del Camp Nou: “Ni un campo de barrio”

Numeroso aficionados han criticado en redes sociales el mal estado de estadio que se vio empeorado por la lluvia durante el encuentro ante el Benfica

Grandes cascadas de agua caían sobre los aficionados
Grandes cascadas de agua caían sobre los aficionadosTwitterLa Razon

Xavi Hernández vivió el pasado martes su segundo duelo al frente del FC Barcelona en el Camp Nou. El técnico catalán no logró pasar de un empate ante el Benfica y dejó para la última jornada el pase a octavos ante el Bayern de Múnich. Pero más allá de lo deportivo, el encuentro dejó unas lamentables imágenes sobre el estado en el que se encuentra el Camp Nou.

La lluvia no cesó durante todo el partido y en la grada se pudieron ver los numerosos desperfectos que sufre la infraestructura con grandes cascadas de agua sobre los espectadores, un situación bochornosa que ha vuelto a ser denunciada por los aficionados en redes sociales.

El estado de abandono en el que se encuentra el estadio es evidente y muchos aficionados critican a la directiva por su pésima gestión en este asunto y el preocupante endeudamiento del club. “El estadio de mi barrio está mejor que el Camp Nou”, “Vergüenza” o “El Barça debe dinero hasta a las constructoras”, son algunos de los comentarios que pueden leerse en Twitter.

No es la primera vez que los aficionados denuncian esta situación. En el estreno de Sergi Barjuan como técnico interino tras la destitución del Koeman, muchos usuarios ya denunciaron en redes esta situación.

“Por favor @FCBarcelona_cat y presidente @JoanLaportaFCB , hace días que estos asientos de la boca 38 primera hilera están rotos! Los caracoles q los sujetan están sacados de sitio y ver a los partidos en estas condiciones es complicado. ¡Se nos están poniendo las piernas de @Memphis!”, escribieron en la red social.

En el vídeo se puede ver el mal estado del campo y la aficionada que lo graba no puede evitar exclamar: “¡Se nos cae a trozos!”. Las reacciones nos se hicieron esperar entre los que se mostraron indignados y los que prefirieron tomárselo con humor. “Joder el coliseo romano esta en mejores condiciones” o “Eso con la República catalana no pasaría” se puede leer en algunos de los comentarios.

Un problema que viene de lejos

Y es que esta situación viene de lejos. A un informe publicado por La Vanguardia que desvelaba graves daños estructurales en el Camp Nou, que llegaron a poner en riesgo a los aficionados, le siguió un informe adelantado por RAC1, según la cual el estadio del Barcelona ha sufrido graves problemas de insalubridad por acumulación de excrementos y nidos de palomas.

El Barcelona disputó 21 partidos, entre ellos un Clásico contra el Real Madrid, entre la primavera de 2019 y el otoño de 2020 en los que habría puesto en riesgo a sus aficionados en el Camp Nou, según el informe de varias ingenierías publicado por La Vanguardia. Según el diario, la junta directiva presidida por Josep Maria Bartomeu era consciente de que el estadio sufría 127 patologías que requerían “una actuación inmediata” y que 44 de ellas suponían “un riesgo de seguridad para los usuarios del estadio por el peligro de caída del edificio de piezas o fragmentos sobre zonas de paso o de concentración de espectadores”.

Asimismo, según RAC1, en agosto de 2013, con Sandro Rosell como presidente del Barcelona, una compañía de inspecciones elaboró un informe en el que calificó como “bastante grave” la situación higiénica del Camp Nou. “Por dentro está en un estado bastante deplorable. La palabra, aquí, es desidia: nadie se lo ha mirado con ganas”, aseguró a RAC1 Toni Mora, la persona que firmó el informe encargado por Gold Service, la empresa especializada en control de plagas y sanidad ambiental que fue contratada por el club.

Esa empresa encontró entre las vigas y el techo de las gradas nidos hechos sobre excrementos de paloma que podían alcanzar hasta los 20 centímetros de altura y denunciaron además haber visto en algún punto de venta de bocadillos que esos excrementos chorreaban desde las vigas directamente encima de las planchas de cocina.