Fútbol

Escalofriantes datos de violencia machista en Reino Unido cuando pierde la selección inglesa

“Si a Inglaterra le dan una paliza, a ella también se la dan”, reza el slogan del Centro Nacional de la Violencia Domestica. Las agresiones aumentan un 26% cuando juega Inglaterra y se disparan hasta el 36% cuando pierde.

Los casos de maltrato aumentan considerablemente en Reino Unido los días de partido
Los casos de maltrato aumentan considerablemente en Reino Unido los días de partidoTwitterLa Razon

El Centro Nacional de la Violencia Domestica en el Reino Unido lanzó durante la Eurocopa que acaba de finalizar una campaña advirtiendo de que una derrota futbolista se traduce a menudo en golpes para las mujeres. “Si a Inglaterra le dan una paliza, a ella también se la dan”, decía el slogan.

El domingo, tras caer en la final ante Italia, la organización trató de ayudar a posibles víctimas de la derrota. “Inglaterra ha perdido. Habrá mujeres que sufran esta noche la violencia doméstica. Asegúrense de que todo el mundo tiene ayuda”, señalaba un tuit de la organización, que arrancó una ola de solidaridad de personas anónimas ofreciendo sus hogares con refugio a las quienes se hallaran en peligro.

Los llamamientos corrieron como la pólvora en redes. Los ofrecimientos de camas y refugios se sucedieron en un interminable hilo de Twitter que no tardó en hacerse viral. Mujeres ofreciendo a mujeres un espacio, una casa, una cama, un lugar en el que estar a salvo de su depredador.

Y es que no se trata de algo banal. La relación entre violencia doméstica y fútbol ha sido objeto de varios estudios. El realizado por la universidad de Lancaster durante los torneos de la Copa del Mundo celebrados en el 2002, 2006 y 2010 constató que la violencia domestica aumenta en un 26% cuando juega Inglaterra y se dispara al 38% cuando pierde. El alcohol es un factor agravante, pero no la causa.

Según un estudio del Centro del Desempeño Económico (un centro perteneciente a London School of Economics), el cóctel explosivo que aúna violencia y fútbol tiene como detonante el abuso de alcohol durante la jornada en la que se juega el partido; las horas previas y las posteriores.

Esas han sido las conclusiones del informe, en el que se ponen cifras a la interrelación de fútbol, violencia y alcohol. El riesgo de que las mujeres sufran algún tipo de violencia machista disminuye durante las dos horas de partido y alcanza su pico máximo entre 10 y 12 horas después de que termine, asociada de forma clara al consumo excesivo de alcohol. En el documento, los autores proponen cambiar los horarios y la fecha en la que se juega el partido: a ser posible, a días entre semana, y retrasarlo a última hora de la tarde para que el consumo de bebidas alcohólicas no se alargue durante todo el día.