Fútbol

Lío en Francia: Mbappé se suma a la “guerra de la cerveza” en Qatar

El astro del PSG se niega a comparecer en rueda de prensa por su “veto absoluto” al alcohol

Kylian Mbappé
Kylian Mbappé FOTO: DPA vía Europa Press DPA vía Europa Press

Nuevo golpe a Budweiser. A la prohibición de Qatar de vender cerveza en los estadios y la sumisión de la FIFA a las autoritarias normas del régimen catarí se une el veto de una de las mayores estrellas de este mundial.

Kylian Mbappe ha estado ocultando deliberadamente el nombre de Budweiser en sus fotografías como MVP para evitar promover el alcohol en la Copa del Mundo, según informa L’Equipe. El delantero estrella de Francia aún no ha aparecido en una sola conferencia de prensa en Qatar en un esfuerzo por evitar preguntas sobre su futuro con el Paris Saint-Germain y sobre todo por su veto total al alcohol.

Mbappé, que ya ha sido galardonado con el trofeo del mejor del partido en dos ocasiones este torneo, no quiere que su nombre se vea asociado al el principal patrocinador de la Copa del Mundo, Budweiser, según L’Equipe.

La conocida compañía cervecera es la encargada de entregar el trofeo MVP después de cada encuentro y Mbappe ha ocultado deliberadamente la marca cada vez que ha posado con el premio.

Una postura que viene de lejos

El francés continúa así con su política de derechos de imagen al no publicitar bebidas alcohólicas, así como apuestas deportivas y comida basura. El futbolista entiende que se ha convertido en un modelo a seguir para muchos niños franceses tras su meteórico ascenso al estrellato en el fútbol y no quiere dañar su imagen promocionando una bebida alcohólica como Budweiser.

Francia continúa su defensa de la Copa del Mundo contra Polonia en los octavos de final el domingo, ya que Didier Deschamps parece listo para recuperar a su equipo con toda su fuerza después de una decepcionante e inesperada derrota por 1-0 ante Túnez.

Se trata de un palo más para Budweiser, que paga una cifra cercana a los 75 millones de euros a la FIFA cada cuatro años por los derechos de sus concesiones de cerveza y que ya vio como la prohibición de su venta dentro de los estadios provocaba que miles de latas de cerveza quedaran apiladas en un almacén.

Esta actitud del delantero del PSG ha causado problemas en Francia, ya que tanto él como la Federación Francesa de Fútbol tendrán que pagar un peaje por sus reiteradas ausencias, aunque al galo parece no importarle la cuantía económica.