Sergio Ramos: «Apoyamos al entrenador que esté»

Los jugadores dicen que están con Benítez tras el empate, aunque ellos no deciden

Fue un partido con tantos sucesos que lo que estaba claro: que Benítez iba a ser despedido si perdía el Madrid o que continuaba si ganaba, se volvió confuso y ayer, en Mestalla, nadie tenía claro nada. Los jugadores tampoco. «Sí creo que Benítez tiene crédito. Vamos a apoyar al máximo al entrenador que esté; esas decisiones no dependen de nosotros.», aseguró Sergio Ramos nada más acabar el encuentro. Era un apoyo, pero podía considerarse un no apoyo. En los días que no se gana son los capitanes los que dan la cara ante la Prensa: «Como capitán digo que estamos con el míster, pero las decisiones no las tomamos los jugadores», explicaba también Marcelo. Le preguntaron si tenía sentido cambiar de entrenador en el mes de enero, casi a mitad de temporada: «No sé. La verdad es que es difícil porque puede haber cambios y que sea para bien y se puede no cambiar y que vaya bien. Tenemos que mejorar la imagen y para ello tenemos que ganar», continuó el lateral brasileño.

Los jugadores son más que conscientes de que el entrenador está en el alambre y que nada es seguro ahora mismo respecto a lo que pueda suceder en el banquillo. Mañana, el Madrid hace un entrenamiento a puerta abierta. Se supone que al mando estará Benítez. Ayer, en el palco, Butraqueño tuvo que responder sobre la continuidad del entrenador: «El equipo ha ofrecido una buena imagen, hay que tener mucha tranquilidad», contestó el director de Relaciones, lo que puede ser entendido de cualquier manera.

Más contundente fue el portero, Keylor Navas. «Estamos totalmente convencidos de nuestro entrenador, lo respetamos. Estamos ciento por ciento con él». El portero salvó al Madrid de la derrota y puso incertidumbre al futuro de Benítez con una parada milagrosa al final del partido. Si no la hubiera hecho, el técnico habría sido despedido sin duda: «Todos somos responsables de lo que pasa. El equipo está con Benítez», continuó. Pero todos saben también que es el puesto del entrenador el que más riesgo corre durante estos días.