MENÚ
sábado 17 agosto 2019
12:56
Actualizado

Horario y dónde ver la Supercopa: Liverpool-Chelsea

  • El Liverpool juega hoy la Supercopa contra el Chelsea
    El Liverpool juega hoy la Supercopa contra el Chelsea

Tiempo de lectura 2 min.

13 de agosto de 2019. 22:18h

Comentada
José Manuel Martín 13/8/2019

ETIQUETAS

Frank Lampard jugó en 2013 la última final de la Supercopa de Europa en la que no participaron equipos españoles. Desde entonces, siempre ha habido al menos un representante de LaLiga en este torneo. Cinco temporadas en las que al centrocampista le ha dado tiempo a colgar las botas, formarse como técnico y asumir el banquillo del Chelsea en sustitución de Sarri. Hoy dirigirá a su equipo de siempre en busca de su primer título como entrenador y de romper la maldición que le persigue en esta competición, que perdió aquel 2013 ante el Bayern en los penaltis tras un empate a dos, y que también se le había escapado un año antes frente al Atlético de Madrid (1-4) en Mónaco.

Hoy en Estambul se rompe una larga racha con protagonismo español en el primer título importante de cada temporada. La Premier League toma el testigo con un Liverpool-Chelsea (21:00 h/ Movistar Liga de Campeones) que tiene al vigente campeón de Europa como favorito. En las cinco ediciones precedentes el dominio de LaLiga ha sido casi abusivo, ya que en cuatro de ellas los dos equipos eran españoles y en la de 2018 ambos rivales eran de la misma ciudad por primera vez en la historia del torneo.

Los repetidos triunfos de Real Madrid y Sevilla en la Champions y en la Liga Europa, respectivamente, han permitido este dominio al que se unió el Barcelona tras ganar su última Copa de Europa en 2015, y el Atlético de Madrid con la Europa League que rescató en 2017 tras caer en la fase de grupos en Champions.

Ahora este torneo va a cambiar de manos y confirma el dominio de la Premier League, que el ejercicio pasado monopolizó las dos grandes finales europeas. El Chelsea, todavía de Hazard, derrotó al Arsenal de Emery para levantar la Liga Europa, mientras que el Liverpool se sacó la espina del año anterior y se adjudicó la «orejona» a costa de un Tottenham algo menos experimentado en partidos de este nivel.

Ha pasado el verano y los de Jurgen Klopp siguen tan en forma como antes de las vacaciones. Casi no han cambiado nada, ni grandes compras ni ventas de lujo. Mantienen el mismo bloque alimentado por el optimismo de su entrenador, capaz de hacer sentirse importantes a futbolistas algo irregulares. El mejor ejemplo es Origi, protagonista en la remontada ante el Barça, en la victoria frente al Tottenham y titular el pasado viernes en el arranque con goleada en la Premier League. Seguramente hoy el belga será suplente para dejar el sitio a Firmino junto a Mané y Salah, el tridente de lujo de los de Anfield.

Enfrente, el Chelsea de Lampard, un técnico novato que tiene la garantía de haber sido estrella e ídolo en Stamford Bridge. Tras la pizarra del «científico» Sarri, los «blues» apuestan por la moda de los técnicos jóvenes con pasado glorioso como futbolistas. Llega presionado por la dura derrota en su estreno liguero ante el United y con su idea de juego todavía por implantar. Su rival, en cambio, se sabe el plan de memoria.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs