Economía

El Gobierno intenta apagar las dudas de los inversores

«La responsabilidad fiscal es compatible con el crecimiento económico y con la reducción del déficit», afirman desde el Tesoro. La CEOE avisa del déficit que viene

El nuevo Ejecutivo formado por PSOE y Podemos prevé realizar una reforma «integral» del mercado laboral para atajar el problema del desempleo. Esta iniciativa vendrá acompañada de una fiscalidad «más social» y el consenso con Bruselas sobre unos Presupuestos «responsables» con la consolidación fiscal. Así explicó el secretario general del Tesoro y Financiación Internacional, Carlos San Basilio, en la X edición del Spain Investors Day, las medidas económicas que sustentarán la hoja de ruta del nuevo Gobierno. A su juicio, «la responsabilidad fiscal es compatible con el crecimiento económico y con la reducción del déficit», señaló San Basilio, que además de mostrar el compromiso del Ejecutivo con estos ámbitos, defendió situar la ratio de deuda pública por debajo del 95% del PIB. En materia laboral, la intención es implementar una reforma «integral» del mercado de trabajo, con el objetivo de reducir la elevada tasa de desempleo, una de las más altas de Europa, hacer frente a la precariedad y la temporalidad y aumentar la inversión en capital humano, así como tomar medidas para la sostenibilidad del sistema de pensiones.

CEOE: "El déficit que viene da miedo»

Por otro lado, los empresarios ven con estupefacción el frenesí de gasto previsto por la nueva coalición de Gobierno socialcomunista y avisan de que puede conducir a un agujero en las cuentas públicas aún mayor que el actual. En este sentido, el presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, alertó ayer de que las medidas incluidas en el acuerdo de Gobierno entre PSOE y Podemos pueden llevar al déficit público al 3,5% del Producto Interior Bruto (PIB). Es decir, 42.000 millones de euros de desajuste este año, lo que equivale casi al coste de construir cinco líneas de AVE Madrid-Barcelona (9.000 millones). El máximo responsable de la patronal señaló que las partidas de gasto se incrementan en casi 25.000 millones de euros, mientras que los ingresos aumentan 6.300 millones, según los cálculos de CEOE. «Da miedo», dijo Garamendi. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, avanzó en que el Ejecutivo renegociará con la UE una nueva senda de déficit público, más flexible, ante una nueva coyuntura económica. El objetivo oficial para este año sigue siendo del 0,5% (6.000 millones de euros).