Economía

Nuevo tanto de acciona

45 líneas

La compañía española Acciona se acaba de hacer con los derechos de una obra gigantesca en Brasil, como es la construcción del Metro Naranja de la capital paulista. Con 11 millones de habitantes en su núcleo principal urbano, y otros tantos en su área metropolitana, São Paulo emerge como una megalópolis de 22 millones de moradores (44 el total del Estado, casi como España entera), que debe solventar importantes problemas de transporte. Uno de ellos es el ferroviario, y la línea naranja del metro es la mayor concesión de Brasil, pues implicará una inversión de 12.000 millones de reales (2.600 millones de euros), respaldada por la banca pública y con derechos de explotación para Acciona durante 25 años.

Este contrato constituye todo un reto para la empresa de José Manuel Entrecanales, y ha sido logrado en buena medida por las gestiones directas entre el empresario español y el gobernador paulista, João Doria (liberal-conservador, PSDB), que está impulsando la construcción de nuevas y grandes infraestructuras en el Estado más populoso del país, entre ellas varias autopistas e inversiones en puertos y aeropuertos.

Doria y Entrecanales coincidieron la última vez en Davos, y ahí pudieron cerrar los últimos detalles de esta magna operación, que es todo un reto para Acciona. La compañía española cuenta con la experiencia de haber construido el Metro de Quito, también una obra gigantesca y con enormes dificultades de tipo orográfico. Entrecanales se marca un nuevo tanto con esta operación, que le da alas en América.