Coronavirus

Enaire someterá a revisión su plan estratégico

El gestor de navegación aérea actualizará su Plan de Vuelo 2025 para adaptarla a la nueva realidad del sector aéreo que surja tras el coronavirus

Torre de control del aeropuerto de Barajas
Torre de control del aeropuerto de Barajas

Enaire se está preparando para retomar poco a poco la normalidad y para afrontar la nueva realidad del sector aéreo que alumbrará el coronavirus. Según han explicado fuentes conocedoras del asunto, el gestor público de navegación aérea -y dueño del 51% de Aena, el gestor aeroportuario- va a someter a revisión su plan estratégico para adaptarlo al nuevo escenario del transporte aéreo que se abrirá después de la crisis sanitaria, que según reconocen desde Enaire, será muy diferente al que hay en la actualidad.

El conocido como Plan de Vuelo 2025 había establecido la internacionalización como uno de los pilares de su futuro crecimiento. El objetivo de la compañía, según este proyecto, era convertirse en un operador global mediante la participación en alianzas y consorcios, o a través de concursos internacionales para la provisión de servicios de navegación aérea. Ahora, la compañía reconoce que tendrá que revisar el plan ante el escenario que se abre, con un tráfico aéreo que tardará en recuperarse no sólo por las limitaciones a la movilidad introducidas todavía por los gobiernos sino también por las reticencias a volar de los ciudadanos. Para ayudar a las aerolíneas, muy castigadas por esta crisis, Enaire ha tomado medidas como retrasar el pago de las tasas de navegación aérea que las compañías deberían pagar estos meses. De este modo, insufla algo de aire a las deterioradas cuentas de las aerolíneas.

El futuro de Enaire dependerá en gran medida de su sostenibilidad económica. Por eso, la compañía también está trabajando en un Plan de Gestión y Recuperación de la Crisis Covid-19 para garantizar su viabilidad. Un plan que, según las fuentes consultadas, tiene como fin último garantizar los 4.000 puestos de trabajo de la compañía pública.

En relación a su plantilla, la compañía está trabajando ya en un Plan de Reincorporación para afrontar la desescalada y recuperar la normalidad, tanto para el personal de turnos como el de jornada normal. La compañía reforzará sus medidas organizativas, de distanciamiento social, higiénicas, de limpieza y de seguimiento de la salud. El objetivo de Enaire, de la que también dependen los controladores aéreos, es que la vuelta a la normalidad sea lo más seguro posible para sus trabajadores.