Más de 52.000 empresas, en riesgo de convertir sus ERTE por fuerza mayor en ERE

Unos 200.000 trabajadores afectados por un Erte no han cobrado todavía el subsidio

Más de 52.000 empresas acogidas a Ertes corren el riesgo de convertirlos en Eres antes de finalizar el año, lo que supondrá la pérdida de otros 300.000 puestos de trabajo, si no se adoptan nuevas medidas urgentes que permitan a las compañías retrasar sus previsibles cierres con la prolongación de esto expedientes temporales de empleo. Así lo advierte el Consejo General de Colegios de Gestores Administrativos en una encuesta realizada entre sus colegiados.

“Es necesario tomar medidas urgentes que permitan a las empresas retrasar previsibles cierres y mantener los Ertes en tanto que no mejora la situación económica y van recuperando sus niveles de ingresos. En caso contrario, antes de finalizar el año vamos a encontrarnos con el peor escenario de paro, superando los 5.000.000 de desempleados”, avisa Fernando Santiago, presidente de los Gestores Administrativos.

En estos momentos, el 46% de las empresas en expedientes de regulación temporal de empleo por fuerza mayor están a punto de agotar el plazo que les otorga el Gobierno para mantenerlo. “Cuanto más se alarguen los plazos en los Ertes por fuerza mayor, siempre que se mantengan las ayudas iniciales, mayor número de negocios podrán resolver los graves problemas que ha provocado la pandemia”, alerta.

El sondeo entre los colegiados indica que más de 200.000 trabajadores continúan sin cobrar el subsidio correspondiente al Erte presentado por su compañía. Mientras que el 11% de las empresas que han presentado un Erte han sido ya inspeccionadas o han recibido el aviso de una próxima visita. Se ha instruido expediente sancionador al 8% de las inspeccionadas. De los Ertes tramitados por los Gestores Administrativos, el 6% se han justificado por causas económicas, técnicas, de producción u organizativas y el resto se han presentado por fuerza mayor.

En La encuesta se sondea también la opinión de los Gestores Administrativos sobre la situación de la economía. El 63% tiene poca o muy poca confianza en que la situación económica nos permita salir rápidamente de la crisis. Mientras, seis de cada diez encuestados consideran que la situación no mejorará antes de finalizar el año.

Una mayoría aplastante de los gestores administrativos, ocho de cada diez, cree insuficientes las medidas adoptadas hasta ahora por el Gobierno para superar la crisis con eficacia y eficiencia, así como que el Gabinete de Sánchez no es lo suficientemente estable como para afrontar con garantías la salida de la crisis.

Además, la encuesta también incluye su pronunciamiento sobre la recuperación de la actividad en las distintas administraciones. El 80% asegura que la recuperación de los trámites con la Administración central está siendo difícil o muy difícil. Este porcentaje baja hasta casi el 60% en el caso de las administraciones autonómicas y locales,

Además, los gestores administrativos apuntan al Sepe como el organismo que peor ha funcionado durante el estado de alarma decretado por el Gobierno el pasado 14 de marzo. En ese sentido, consideran imprescindible que las Administraciones públicas afronten su digitalización tanto la de su plantilla como de los trámites.