Coronavirus

La industria pierde aún 48.000 millones de euros por la pandemia

Su producción en mayo de 2020 es un 24,5% inferior a la del año pasado. Sin embargo, comparada con el mes de abril, la fabricación industrial crece un 14,7%

Empleados de una fábrica de coches Renault en Francia
Empleados de una fábrica de coches Renault en FranciaPHILIPPE WOJAZERREUTERS

Uno de los motores de la economía española sigue sin recuperar su potencia tras los meses de confinamiento. La producción industrial en mayo de 2020 se sitúo un 24,5% por debajo que en el mismo mes de 2019 por los efectos de la pandemia, según el índice de producción industrial (IPI) publicado por el Instituto Nacional de Estadística (INE). No obstante, pese a que la industria no alcance los niveles de hace un año, el sector intenta remontar. Comparada con el mes de abril, cuando se registró el mayor retroceso de la serie con un 34,1%, la producción industrial creció un 14,7% el pasado mes de mayo, el mayor avance mensual desde que comenzó la serie corregida en 1992.

Aunque la industria ha perdido peso en la economía española con el paso de los años, si el sector falla, el ya maltrecho PIB español agonizará aún más. En 2018, el último año disponible, la industria representaba el 16% del PIB español, el equivalente a 1,2 billones de euros. El tejido industrial se paralizó casi por completo durante las dos primeras semanas de abril, al no ser consideradas actividades esenciales la industria electrointensiva, siderúrgica, altos hornos, minera, aeroespacial y defensa, entre otras. Este parón hundió al sector, que pese a sus intentos de recuperarse, ha perdido en mayo 48.000 millones de euros (24,5% del PIB).

Sumadas las caídas de marzo (14,1% menos respecto al mismo mes de 2019), de abril (-34,1% en abril) y de mayo (-24,5%), la caída media en los cinco primeros meses del año fue del 15,4%. En general, «se puede decir que la recuperación experimentada en mayo ha sido más bien modesta y que del 33 % de actividad que se perdió durante marzo y abril apenas se ha recuperado una tercera parte», reflexiona la economista senior de Funcas, María Jesús Fernández.

En cuanto a sectores, ninguno esquiva las tasas negativas. Los mayores descensos de mayo se dieron en bienes de consumo duradero (-36,5%) y bienes de equipo (-36,73%). En el lado contrario, los menores descensos se dieron en la producción de energía (-16,6%) y en los bienes de consumo no duradero (-19,6%). No obstante, las ramas que sufrieron las mayores caídas también han experimentado las mayores recuperaciones respecto a abril. Estas fueron: la fabricación de vehículos de motor, remolques y semirremolques (+362,9%); la industria del cuero y del calzado (+159,7%) y la fabricación de muebles (+96,6%). Por regiones, la tasa anual de la producción industrial disminuye respecto a mayo de 2019 en todas. Los mayores descensos se registran en Baleares (-35,8%), Aragón (-33,8%) y Galicia (-33,6%).Y los menores en Murcia (-17%), Castilla-La Mancha (-20,6%) y Canarias (-22,2%)