Actualidad

Octubre negro: La segunda ola deja 7.600 hoteles cerrados en España

La segunda ola del coronavirus hunde la actividad hotelera un 83% en octubre, pese a un abaratamiento medio de los precios del 15%. Apenas 10.600 hoteles siguen operando, pero con reducción de personal, servicios y habitaciones disponibles

En Barcelona, apenas el 28% de los hoteles sigue abierto
En Barcelona, apenas el 28% de los hoteles sigue abiertoAlejandro GarciaEFE

No son buenos tiempos para el sector hotelero español, uno de los más importantes del mundo por número de establecimientos, calidad de servicio y cantidad de empleados en sus plantillas. El impacto de la primera ola y Gran Confinamiento llevaron a prácticamente cero las pernoctaciones y la facturación hotelera por primera vez en la historia. Ahora, en plena segunda ola, las restricciones de movilidad y de actividad han vuelto a impactar de lleno entre los hoteleros, que tras el oasis veraniego han vuelto a clausurar la mayor parte de sus establecimientos. Solo el 58% mantiene sus puertas abiertas, apenas seis de cada diez durante el pasado mes de octubre -el 42% ha echado la cancela-. Casi 2.000 tuvieron que cerrar sus puertas tras finalizar septiembre y poner fin a la campaña de verano. De los 12.202 que decidieron mantener sus servicios, apenas 10.597 han decidido aguantar de cara a la campaña de Navidad -con un número de plazas ofertadas de 781.550, apenas un 42,1% del total existente-, aunque las previsiones de las patronales del sector auguran un nuevo cierre masivo ante las malas perspectivas.

En cifras globales, las pernoctaciones se deslomaron un 72,2% entre enero y octubre con respecto al mismo periodo del año pasado -pasando de las 307,69 millones registradas en el mismo periodo pasado año a las 85,61 millones actuales-, un indicador que no ha dejado de caer desde que el pasado mes de marzo se decretó el estado de alarma. Y los datos cayeron en todos los ámbitos, ya sea de clientes españoles -46,9 millones, con una caída del 55,4%- como de viajeros foráneos -38,6 millones y una caída del 81% interanual-. La pandemia no conoce de fronteras ni nacionalidades, pese a que el turismo interior ha salvado en parte los números rojos.

Evolución del número de pernoctaciones hoteleras en España hasta octubre de 2020 (INE) EPDATA 24/11/2020 FOTO: Servicio Ilustrado (Automático) EPDATA

Solo en el mes de octubre, las pernoctaciones hoteleras se limitaron a 5,08 millones, lo que representa un desplome del 83,3% en comparación a los 30,36 millones del mismo mes del pasado año, y supone encadenar el décimo mes a la baja. Esta cifra contrasta con las cerca de 8,12 millones contabilizadas en septiembre o los 16,80 millones anotados en agosto, que han sido las cifras más altas desde que estalló la crisis sanitaria pero se situaron también muy por debajo de las 47,06 millones contabilizadas en agosto del pasado año. Desde marzo, los hoteles no han dejado de sumar cifras negativas en su número de clientes, tras las bajadas del 66,5% de marzo, del 100% en abril, del 99,2% en mayo, del 95,1% en junio, del 73,4% en julio, del 64,3% en agosto y del 78,4% en septiembre. La estancia media también decayó drásticamente en octubre, un -31,7% interanual, situándose en 2,1 estancias por viajero, a pesar de que los precios se abarataron un 15,3%.

Pese a que los destinos principales de los viajeros residentes en España fueron Andalucía, Comunidad Valenciana y Cataluña, estas tres comunidades mantienen también las tasas anuales más negativas de las pernoctaciones del -51,7%, -58,4% y -61,0%, respectivamente, tasas que se han visto agravadas en el mes de octubre, con un desplome del -79,4%, -76,7% y -87,8%. Solo Canarias mantuvo el tipo gracias al corredor abierto por sus buenas cifras de contagios y acumuló el 27,7% del total de pernoctaciones. Sin embargo, esta apertura de fronteras no le ha servido para recuperar el turismo extranjero, que paralizó su llegada a las islas un 92,6% respecto a octubre de 2019.

Los viajeros procedentes de Francia y Reino Unido concentraron el 26,3% y el 15,3% del total de pernoctaciones de no residentes en establecimientos hoteleros en octubre, pero la pérdida de mercado fue del -78,8% en el caso francés y del -96,3% en el del británico. Alemanes, italiano y portugueses -los siguientes mercados emisores- registraron números rojos del -98,2%, -89,2% y -78,8%, respectivamente.

Evidentemente, los datos de facturación también han sufrido caídas históricas, nunca vistas hasta ahora. La facturación media diaria de los hoteles por cada habitación ocupada -lo que se conoce como índice ADR- fue de 64,3 euros en octubre, lo que supone un descenso del 25,1% respecto al mismo mes de 2019. Esta caída se ha visto suavizada porque los establecimientos solo mantienen un número reducido de habitaciones disponibles, por lo que se reduce el porcentaje de pérdidas. En cuanto al ingreso medio diario por habitación disponible (RevPAR), que está condicionado por la ocupación registrada en los establecimientos hoteleros, alcanzó los 16,4 euros, con una bajada del 71,2%. Por categorías, la facturación media fue de 151,4 euros para los hoteles de cinco estrellas, de 71,7 euros para los de cuatro y de 55,6 euros para los de tres estrellas, mientras que los ingresos por habitación disponible para estas mismas categorías fueron de 34,7, 19,1 y 15,7 euros, respectivamente.

En cuanto a la tasa anual del Índice de Precios Hoteleros (IPH) se situó en el -15,3% en octubre, lo que supone 16,9 puntos por debajo de la registrada hace un año, y 1,9 puntos menos que la registrada el mes pasado. La mayor bajada de precios se produjo en los establecimientos de tres y dos estrellas de plata (-22,5%). Y la menor, en los de tres estrellas de oro (-10,6%).