Los hoteleros valencianos recurren los pliegos del Imserso: “Supondrían tres años de miseria y humillación”

Denuncian su carácter perjudicial para el sector por la ausencia de un estudio de costes, la exclusión “de facto” de los hoteles de 3 estrellas y las prórrogas sin revisión de precios en un escenario de inflación y costes disparados

Jubilados de una asociación de Fuenlabrada viajan a Benidorm al estilo Imserso
Jubilados de una asociación de Fuenlabrada viajan a Benidorm al estilo ImsersoManuel LorenzoEFE

La patronal hotelera valenciana Hosbec ha recurrido hoy ante el Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales contra los pliegos del Imserso por entender que vulneran la Ley de Contratos de la Administración Pública y perjudica a sus establecimientos. Entre los motivos que han llevado a Hosbec a recurrir los pliegos publicados el pasado día 4 para regular los viajes de 800.000 personas están la ausencia de un estudio de costes, la exclusión “de facto” de los hoteles de 3 estrellas y las prórrogas sin revisión de precios en un escenario de inflación y costes disparados.

Precios muy alejados de las tarifas medias

En el recurso, los hoteleros piden la nulidad para subsanar los defectos graves de estos pliegos que, en su opinión, perjudican “gravemente” al sector hotelero. Según Hosbec, los pliegos carecen de un estudio de costes para cada uno de los servicios que integran el objeto de licitación, y en especial se incumple la obligación de estudiar el coste laboral en un servicio (el hotelero), en el que los gastos de personal suponen más del 50% de su valor.

El sector aportó en su día el informe económico y estadístico elaborado por la Universidad de Alicante sobre los costes unitarios soportados por los establecimientos hoteleros ligados al programa de Turismo Social. Estos costes se encuentran en una horquilla entre los 27 y 33 euros por pernoctación en función de que soporten o no los costes de estructura (hipoteca, alquileres, amortización) respectivamente. Los costes además, tienen que traducirse a un precio de contratación en el que se incluya, además, un margen de beneficio industrial por pequeño que sea.

Hosbec ha indicado que los precios a los que tradicionalmente ha venido trabajando el programa está, además, muy alejado de las tarifas medias que para la temporada de invierno es la aplicada en el sector según datos del INE: 64,40 euros en la Comunidad Valenciana para una habitación doble en solo alojamiento, mientras que el Imserso ha valorado en 46 euros los ingresos máximos por una doble en pensión completa con agua y vino, animación y un largo etcétera de servicios.

Solo los de 4 estrellas tienen posibilidades

El segundo motivo es la exclusión “de facto” de los hoteles de 3 estrellas de esta licitación, cuando estos son los que han soportado históricamente el programa y son los que mejor se pueden adaptar a las necesidades de este colectivo. En la valoración que se realiza, la oferta hotelera tiene un importante peso y se valora con el doble de puntos la categoría de 4 estrellas (4 puntos) sobre la categoría de 3 estrellas (2 puntos) sin ningún tipo de justificación, lo que tiene como efecto inmediato que solo los establecimientos hoteleros de 4 tengan posibilidades reales de participar en el programa Imserso.

Mismo marco económico pese a la inflación

El tercer motivo son las dos anualidades de prórroga que se prevén sin ningún tipo de revisión económica: ni la aportación del usuario ni la del Estado crecerá en los ejercicios 22/23 y 23/24. Esta falta de previsión de actualización de precios vuelve a chocar nuevamente con la ausencia de estudios de coste serios y rigurosos ya que en el actual escenario de inflación, con los costes energéticos disparados en máximos históricos, con las materias primas y alimentos encareciéndose día tras día, es “insostenible” tres anualidades seguidas con el mismo marco económico. La posibilidad de ejecutar una prórroga es, además, una potestad exclusiva de la Administración, siendo de obligado cumplimiento para el resto de operadores del programa.

El presidente de Hosbec, Toni Mayor, ha declarado que “de nuevo el Gobierno no nos ha escuchado, ha hecho oídos sordos a todas las recomendaciones del sector y en estos momentos de especial crisis donde debería mostrar su apoyo decidido a la recuperación de la industria turística, ha perdido la oportunidad de pensar en grande, en palanca de reconstrucción para la industria que más ha sufrido y está sufriendo con esta pandemia”.

“No hemos tenido más remedio que presentar este recurso porque de lo contrario supondría tres años de miseria y humillación para los empresarios, así como un perjuicio inaudito”, ha subrayado, “para la planta hotelera de 3 estrellas que puede ver de nuevo abocada al cierre durante el invierno por quedar excluida de este nuevo contrato”. El sector hotelero está en la situación más complicada de su historia, ha asegurado Mayor, y “necesita gobiernos que ayuden y no programas que repartan salvavidas llenos de cemento”