3 de cada 4 reclamaciones aéreas son de pasajeros a los que las aerolíneas dejaron “tirados” a última hora

Desde el fin del último estado de alarma, el pasado mayo, el 75% están relacionadas con cancelaciones o cambios de horario que se producen con menos de 14 días de antelación y que suelen acabar en los tribunales

Pasajeros en el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas durante la operación salida de Semana Santa
Pasajeros en el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas durante la operación salida de Semana Santa© J. FDEZ. - LARGOLa Razón

A los consumidores que siguen batallando con las aerolíneas para recuperar los importes de los vuelos no disfrutados tras la irrupción de la pandemia, se suman ahora las reclamaciones de los clientes que están sufriendo una oleada de cancelaciones de vuelos o cambios de horario de última hora. En concreto, según los datos del portal de servicios legales reclamador.es, el 75% de las reclamaciones aéreas gestionadas desde el fin del último estado de alarma, el pasado mayo, están relacionadas con cancelaciones o cambios de horario que se producen con menos de 14 días de antelación.

Derechos si no le avisan con tiempo

El portal denuncia que, en muchas ocasiones, estas incidencias ni siquiera son comunicadas a los pasajeros o las comunican el mismo día del vuelo, dejándoles «en una completa situación de indefensión» que les obliga a tener «que buscarse, por sus propios medios, una alternativa para llegar a su destino». No obstante, y conforme al reglamento europeo, los viajeros perjudicados tienen derecho a solicitar una compensación económica que va desde los 250 a los 600 euros, según la distancia del vuelo. En estos casos, además de la compensación, podrán reclamar los gastos que provoque la total desatención por parte de la aerolínea.

Esta circunstancia, la cancelación de última hora, obliga a las aerolíneas a compensar económicamente a los viajeros afectados, pero, por norma general, para que los pasajeros aéreos reciban el dinero que les corresponde deben reclamar a las aerolíneas y, en un gran porcentaje de ocasiones, acudir a los tribunales para conseguir su dinero.

Derechos si le avisan con tiempo

El 25% restante se trata de reclamaciones en las que la aerolínea ha comunicado la incidencia con la antelación debida (más de 14 días), pero no ha ofrecido el reembolso del billete cancelado, pese a estar estipulado por ley. Por ello, reclamador.es explica que los viajeros afectados no podrían solicitar la compensación económica reconocida por el reglamento europeo al haber sido avisados del cambio con la suficiente antelación. No obstante, sí que tienen derecho a que se les devuelva el dinero del billete y los gastos derivados de la cancelación, como pueden ser, noches de hotel o la compra de un nuevo pasaje para llegar a su destino, si la aerolínea no ofrece ninguna solución.