La ampliación del permiso de paternidad, el “cheque bebé” y la “tasa morada” quedan fuera de los Presupuestos

Estas propuestas de Unidas Podemos se quedan sin fondos públicos, pero Irene Montero se compromete a “seguir peleando” por su futura aprobación

Sexta semana del estado de alarma
Una mujer empuja un carrito de bebé en Sant Jordi (Mallorca) FOTO: CATI CLADERA EFE

Entre las concesiones del PSOE a su socio de coalición para sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado de 2022 y agotar su legislatura no están ni la ampliación del permiso de paternidad de los actuales cuatro meses a los seis meses, ni el “cheque bebé” de 1.200 euros al año y ni ‘tasa morada’ para reducir el IVA de productos menstruales y pañales. Según confirman fuentes de Hacienda a Efe, el acuerdo presupuestario alcanzado ayer por PSOE y Unidas Podemos, al que se llegó tras pactar la Ley de Vivienda exigida por la formación morada, deja sin fondos públicos a estas propuestas de Podemos.

La ministra de Igualdad, Irene Montero, se comprometió a “seguir peleando” por la ampliación de los permisos de maternidad y paternidad, el “cheque bebé” y la “tasa morada” para rebajar el IVA de los productos de higiene femenina, que han quedado fuera del acuerdo presupuestario con el PSOE. “Esta vez no ha sido posible pero lo vamos a seguir peleando”, aseguró ayer a los periodistas antes de inaugura el II Congreso Internacional de Estudios LGTBIQ+ en español.

La ministra de Derechos Sociales, Ione Belarra, reconoció ayer en declaraciones a RNE que Podemos tuvo que ceder en la ampliación del permiso de paternidad ante la posición del PSOE. No obstante, señaló que la ampliación del permiso de paternidad es una demanda creciente que confían en poder aprobar más adelante cuando se alcance mayor consenso con el objetivo de paliar la falta de conciliación actual.

Según apuntó Irene Montero, la prestación universal por crianza y la ampliación de los permisos de maternidad y paternidad se recogerán en la ley de familias, que prepara el Ministerio de Derechos Sociales, e Igualdad sería peleando por la denominada ‘tasa morada’. El Ministerio de Igualdad quería impulsar en las cuentas de 2022 una reducción del IVA de los productos de higiene femenina (compresas, tampones, copas menstruales), pañales y otros productos de higiene de mayores, menores y dependientes, a los que actualmente se les aplica una tasa del 10%. “Menstruar no es una elección y tampoco lo es que un bebé utilice pañales durante sus primeros años de vida o que una persona mayor también los necesite”, sostenían fuentes de Igualdad el pasado mes de agosto.

Su objetivo era tipificar al mínimo unos bienes considerados de primera necesidad y vinculados a la brecha de género, ya que los cuidados recaen principalmente sobre los hombros de las mujeres y esto tiene un impacto económico en sus vidas. Sobre la negativa de las comunidades gobernadas por el PP que han avanzado su intención de no aplicar la futura Ley de Vivienda, Montero les advirtió de que “van a tener que dar explicaciones a la ciudadanía”.

“La vivienda es un derecho fundamental, bajar alquileres es una necesidades para miles de personas en el país que ahora mismo dedican una parte muy desproporcionada de su salario familiar para alquilar y por tanto a quien tienen que rendir cuenta es a la ciudadanía”, ha añadido.