4 claves para comparar préstamos personales y elegir el que tiene mejores condiciones

Aunque todas las ofertas disponibles en el mercado parezcan atractivas en la superficie, indagar en las condiciones es crucial para evitar solicitar un crédito que le acabe sobreendeudando

Dos personas llegan a un acuerdo
Dos personas llegan a un acuerdo FOTO: MicInsurance

Rápido, barato y sencillo. Cuando se trata de solicitar un préstamo personal, todas las entidades dicen tener el mejor producto. Sus ofertas pueden parecer atractivas en la superficie, pero indagar en sus condiciones es clave para evitar solicitar un crédito que le acabe sobreendeudando. Además, cada cliente tiene unas necesidades específicas que no serán compatibles con todos los préstamos disponibles en el mercado. Por ello, el comparador financiero Helpmycash.com ha recopilado 4 claves para comparar préstamos personales y poder elegir la opción más económica y responsable según su perfil.

1. Factores que influyen en el precio de un préstamo personal

Hay varios factores que influyen en el precio de un préstamo personal. Los más importantes, entre otros, porque afectan directamente el coste total de la financiación, son los siguientes:

-Intereses: el TIN (Tipo de Interés Nominal) es el precio que pagará a la entidad financiera por prestarle el dinero. Aunque no siempre será lo único que pagará por un crédito, debe mirar que el interés sea igual o menor al promedio (de 7,75% TAE, de acuerdo a los últimos datos del Banco de España).

-Comisiones: suelen ser de estudio y de apertura. Al pedir el préstamos, hay que fijarse en que estas comisiones cuesten entre el 1% y el 3% del dinero solicitado (suelen pagarse con la primera cuota), aunque lo mejor es elegir un producto que no tenga ningún tipo de comisión.

-Vinculaciones: las vinculaciones son productos adicionales que se contratan junto al crédito, como una tarjeta de crédito o un seguro, y que, por lo tanto, aumentarán el precio total del préstamo. De nuevo, lo más aconsejable es elegir uno que no obligue a contratar productos adicionales.

-Plazo: cuanto más tiempo se tarde en devolver el préstamo, más intereses se generarán y más se encarecerá la financiación. Al contrario, cuanto más rápido salde la deuda menos pagará al final. “El asunto aquí es saber cuánto puede permitirse pagar por su crédito mensualmente para dar con unas cuotas ajustadas a su presupuesto familiar, sin alargar, más de la cuenta, el plazo de amortización”, explica Helpmycash.com.

2. Recurrir a simuladores

Sabiendo que estos factores determinan el precio de un préstamo, al comparar entre varios productos, los más asequibles serán aquellos que tienen un tipo de interés bajo, sin comisiones, sin vinculaciones y con unos plazos de pago que se adapten a sus necesidades. No obstante, aunque sobre el papel esta parezca una tarea fácil, para evitar fallar en las cuentas los interesados en solicitar un crédito personal pueden hacer una simulación con la calculadora de préstamos personales de Helpmycash.com, para saber de forma gratuita cuánto puede costarle cualquier préstamo. Una vez hecho el cálculo, podrá averiguar qué préstamos le ofrecen la cuota mensual de devolución más atractiva. Lo importante en este punto es mirar que el coste de la cuota no supere el 30% de sus ingresos, incluso menos si ya tiene contratado algún otro préstamo, avisa el comparador financiero.

3. Fijarse en el total a pagar

La mejor manera de comparar es conociendo el total a pagar de cada financiación. Con el simulador podrá obtener esta cálculo fácilmente, pero si lo prefiere puede elaborar una tabla por su cuenta que debe contener los siguientes apartados: importe, plazo, interés, comisiones, vinculaciones, primera cuota, resto de cuotas, coste total de los intereses a pagar, y precio total del préstamo. Con todo ello, podrá tomar una decisión.

Por ejemplo, pese a que entre dos préstamos apenas haya una diferencia de 15 euros mensuales en las cuentas, hay que fijarse en el coste final de lo que pagará al devolver todo el préstamos, que en este supuesto hipotético serán 130 euros. “Por lo que, no debe dejarse llevar por el interés a simple vista y hacer números para valorar cuál es la opción más barata con cuotas que podrá pagar mensualmente sin sobreendeudarse”, advierte el comparador.

4. Consultar las experiencias de otros clientes

Pero, además, Helpmycash.com. recuerda que el préstamo más barato no siempre es el mejor, por lo que también es conveniente consultar las experiencias de anteriores clientes sobre el trato que proporciona la entidad, la rapidez de respuesta, el nivel de exigencia en los requisitos para conceder el préstamo, etc.