El euribor supera el 1% diario por primera vez en diez años

El indicador al que están referenciadas la mayoría de hipotecas alcanza el 1,067%

Euribor
Euribor FOTO: Antonio Cruz

Ayer se situó a las puertas y hoy las ha traspasado. El euribor, el indicador al que están referenciadas el 70% de las hipotecas constituidas en España, ha superado el 1% intradía por primera vez desde julio de 2012. En concreto, ha escalado hasta el 1,067%, su nivel diario más elevado desde el 11 de julio de 2012, cuando se colocó en el 1,084%. Con este nuevo dato, la media mensual provisional de junio se sitúa en el 0,646%, un nivel que no se veía desde octubre de 2012 y que se sitúa muy por encima del 0,287% con el que cerró el pasado mes de mayo y más aún de los mínimos inferiores al -0,5% en los que se situaba a finales de 2021, antes de que la invasión de Ucrania dinamitase el mercado hipotecario.

Y es que aunque la inflación ya entonces estaba alta, la guerra de Vladimir Putin ha desatado una espiral inflacionista a la que los economistas no saben poner fecha de finalización. Para tratar de frenarla, el BCE subirá los tipos de interés en julio y en septiembre, situando las tasas en positivo a partir del tercer trimestre del año. Según anunció el organismo la semana pasada, las compras netas al amparo de su programa de compra de activos públicos (APP, por sus siglas en inglés) finalizarán en el mes de julio, un mes en el que subirá los tipos en 25 puntos básicos.

Aunque los pronósticos más conservadores hablan de que el euribor cerrará el año en el entorno del 1%, habrá que ver en todo caso cómo reacciona al anuncio realizado hoy por el BCE de lanzar un instrumento “antifragmentación” para calmar a los mercados de deuda y reinvertir con flexibilidad los bonos adquiridos en la pandemia para frenar la subida de las primas de riesgo.

Al término de la reunión extraordinaria que ha celebrado, el Consejo de Gobierno del eurobanco ha decidido actuar tras el fuerte repunte de las rentabilidades exigidas a los bonos de la eurozona, reiterando su compromiso para actuar contra los riesgos derivados de las condiciones actuales del mercado, después de que se hayan disparado las primas de riesgo de los países periféricos respecto a la deuda alemana a diez años.

A pesar de las crecientes estrecheces económicas que viven las familias con el incremento de precios de bienes básicos como los alimentos o la gasolina que no se ven acompasados en la misma forma por incrementos salariales, al Gobierno le parece que la subida del euribor no es tan preocupante. La semana pasada, en el Congreso, la vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, aseguró que la subida del euribor tendrá un impacto “relativamente limitado”. Calviño aseguró que el capital medio pendiente de devolver es de unos 82.000 euros y, en el caso de ser a tipo variable, una subida de un punto porcentual del euríbor “supondría un coste inferior a los 70 euros al mes”.