División entre los transportistas autónomos sobre la huelga desde el 4 de julio

Las ajustadas votaciones dejan margen hasta este jueves: Extremadura y parte de Andalucía vota «sí», pero Aragón y Asturias, «no»

La Plataforma Nacional en Defensa del Transporte había convocado esta mañana a sus asambleas por toda España para decidir si se retoman los paros del sector el próximo 4 de julio. El resultado global de las votaciones no se ha hecho público, aunque es más ajustado de lo que se preveía, según algunos resultados que ya se conocen. Los transportistas extremeños, por ejemplo, votaron retomar los paros el 4 de julio si el Ministerio de Transporte no cumple con lo pactado, en especial con la inclusión por ley de la prohibición de trabajar a pérdidas antes de que acabe este mes. En este caso el «sí» a la huelga fue aplastante: 96 votos a favor y 10 en contra.

En el caso de la delegación aragonesa, como la asturiana, la decisión casi unánime fue no parar los camiones «de momento» hasta ver si el Ministerio de Transporte cumple con lo pactado. En Andalucía, división total: Jaén y Cádiz, a favor del «sí», y «no» en Córdoba y Sevilla Sur, según recoge Canal Sur.

En Galicia, el 80% de los transportistas de Lugo votó a favor de retomar el paro que suspendieron el pasado 2 de abril.

El goteo de resultados deja abiertas todas las opciones sobre la posible reactivación del paro del transporte por carretera que se suspendió en abril. Sin embargo, las votaciones se trataban más de un amago que de un órdago, porque los propios transportistas dejaban abierto un último resquicio hasta este jueves 30 de junio. Manuel Espinosa, delegado en Cádiz de la Plataforma de Transportistas, aseguraba que casi es mejor no trabajar y que ya no se fían del Gobierno. El hecho de que haya margen hasta el jueves ha llevado a varias asambleas a retrasar su decisión hasta ver qué ocurre el jueves. Lo explicaba el portavoz de la plataforma aragonesa, Emilio Seco. «Antes nos trataban de delincuentes y terroristas, y ahora tenemos una silla en la mesa de diálogo», aseguró durante la asamblea.

La plataforma, que actúa al margen de la patronal mayoritaria, que es el Comité Nacional de Transporte, a la que acusan de estar formada por «los directivos de las grandes operadoras de transporte, que son principalmente las culpables de las situaciones de abuso económico y laboral», solicita al Ejecutivo «responsabilidad para que actúe de manera urgente y evite el colapso que por necesidad se va a producir en el transporte». Tras la reunión del pasado día 16 en el ministerio, la directiva de Plataforma explicó que, ante el desconocimiento de la fecha exacta en que estará lista la Ley que les permita trabajar sin pérdidas, «se hace imposible que podamos replantear mantener la actividad en los próximos meses».