El Gobierno dejará en la mitad la bonificación al carburante para profesionales en tres meses

Hasta marzo será de 20 céntimos y de abril a junio bajará a 10 céntimos, de 27 céntimos a 14, en el caso de las flotas de gas

Imagen de un camionero reportando diésel a su camión
Imagen de un camionero reportando diésel a su camión FOTO: Jesús G. Feria La Razon

El Gobierno ha eliminado la bonificación generalizada al combustible para el año 2023 y ha decidido mantenerla solo para el colectivo de profesionales, que incluye a transportistas, agricultores, navieras y pescadores, por lo que el descuento de 20 céntimos desaparecerá el próximo 1 de enero para los clientes particulares. Pero esta medida tiene letra pequeña y se quedará en la mitad en solo tres meses.

Así lo detalla el real decreto publicado hoy en el BOE, que explica que la medida se articulará en dos fases: una primera aplica un descuento de 20 céntimos por litro de combustible consumido por un vehículo matriculado como de uso profesional entre el 1 de enero y el 31 de marzo, y la segunda una bonificación de 10 céntimos de euros entre el 1 de abril y el 30 de junio. En el caso de las flotas movidas por gas se prevé una compensación de 27 céntimos hasta marzo y de 14 céntimos durante el segundo trimestre del año, “dadas las especiales circunstancias a las que se enfrenta el precio del gas en esta etapa”, se apunta. Por tanto, en solo tres meses esta ayuda al repostaje se quedará en la mitad.

Según los cálculos hechos por Hacienda, las ayudas ascenderán a 3.690 euros por camión pesado; a 2.050 euros en el caso de los autobuses de GLP, GNC O GNL; y a 410 para los taxis propulsados con este tipo de energía. La bonificación se abonará al final de cada mes para los transportistas que ya se acogen al gasóleo profesional. Para los que no, deberán solicitar la ayuda a través de la sede electrónica de la Agencia Estatal de Administración Tributaria entre el 1 de febrero y el 31 de marzo de 2023, que, una vez aprobada, se abonará en un único pago estimado para los seis meses. Para los agricultores, la ayuda directa se aplicará mediante la devolución del impuesto especial de hidrocarburos.

El real decreto también establece un sistema de ayudas directas para las empresas y trabajadores autónomos que no se benefician de la devolución del gasóleo profesional. Los beneficiarios deberán solicitar la ayuda a través de la sede electrónica de la Agencia Tributaria entre el 1 de febrero y el 31 de marzo de 2023, que, una vez aprobada, se abonará en un único pago. En este caso, la bonificación se calcula estimando el consumo, por tipo de vehículo, en un periodo de seis meses. Por ejemplo, para los camiones de más de 7,5 toneladas de gasóleo la ayuda máxima será de 2.700 euros y para los taxis de 300 euros.

Según destacan fuentes gubernamentales, con este real decreto se cumple con parte de los acuerdos suscritos entre el Ministerio de Transportes y los transportistas del Comité Nacional del Transporte por Carretera (CNTC), que congrega a las principales patronales del sector. También ha extendido durante seis meses más, entre el 1 de enero y el 30 de junio, la modificación temporal de la fórmula de revisión del precio del transporte por carretera, que aumenta el peso del coste del combustible en la tarifa final, pasando del 30% al 40%, para ajustarlo al peso real que tiene respecto a los demás facturas en un momento de elevados precios de la energía.

Para el transporte marítimo, también se recoge una subvención de 0,1375266 céntimos de euro por cada milla navegada por tonelada de arqueo bruto (GT), calculada para cada uno de los buques de pasaje, o de pasaje y carga rodada en régimen de pasaje, que operen la línea, con una duración de seis meses. En el caso de los agricultores, también habrá una ayuda directa de hasta 20 céntimos por litro, mediante la devolución del impuesto especial de hidrocarburos, una medida que tiene un coste de 240 millones de euros. Para los pescadores se concederán 120 millones en ayudas directas.