MENÚ
lunes 23 septiembre 2019
05:20
Actualizado

La venta de casas llega a máximos de 2008 pero se estabiliza

En 2019 las operaciones suben solo un 0,6%. Las cifras vuelven a crecer tras la caída por la entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria

  • La compraventa de viviendas subió en julio el 3,8%
    La compraventa de viviendas subió en julio el 3,8% /

    Alejandro Olea

Tiempo de lectura 2 min.

12 de septiembre de 2019. 19:48h

Comentada
Erik Montalbán 12/9/2019

ETIQUETAS

El pasado mes de julio se inscribieron en los registros de la propiedad 47.890 operaciones de compraventa de viviendas. Estas transmisiones (procedentes de escrituras realizadas un par de meses antes pero que tardan en llegar a los registros) se incrementaron en julio un 3,6% respecto al mismo mes del año anterior y alcanzan de esta forma su nivel más alto desde mayo de 2008, cuando se inscribieron 49.647 viviendas poco antes del estallido de la crisis. En cualquier caso, las cifras están aún lejos de los niveles alcanzados durante el apogeo de la burbuja inmobiliaria, con 83.713 compraventas de casas en enero de 2007.

Además, el mercado empieza a experimentar ya síntomas de estancamiento. Pese a que la venta de viviendas ha vuelto a cifras positivas tras la caída del 9% del mes de junio, la explicación va más allá de la propia actividad inmobiliaria y económica. La entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria provocó que buena parte de los compradores pospusiesen sus operaciones, que ahora se recuperan un 17% respecto al mes anterior.

«La caída de junio estaba estrechamente relacionada con la aplicación de la nueva ley hipotecaria, que ha supuesto el retraso de muchas operaciones de compraventa. El mercado se mantiene en una tendencia positiva, aunque en términos mucho más moderados que los que vimos en 2018», explica Beatriz Toribio, directora de estudios de Fotocasa. La prueba de esta moderación es que los mayores incrementos de la actividad inmobiliaria se registran en comunidades autónomas como Extremadura (+23%), La Rioja (+22%) o Castilla-La Mancha (+21%), donde el precio de la vivienda es más económico. «Las zonas que han liderado la recuperación, como Cataluña (+4%), Madrid (-8%) e Islas Baleares (-22%) muestran un comportamiento más moderado», apuntan desde Fotocasa.

En este sentido, 2019 no está siendo de momento un gran año para el sector inmobiliario, a juzgar por las cifras de compraventas registradas. Entre enero y julio se inscribieron 311.447 viviendas en los registros, lo que supone prácticamente idéntica cifra que en el mismo periodo de 2018, cuando se vendieron 309.717 casas. Esto supone un aumento de apenas el 0,6%. «A pesar de que las fuertes subidas de hace algunos meses han quedado atrás, parece que la normalidad está instalada en el mercado y que, más que esperar un súbito cambio de ciclo, las cifras parecen mantenerse estables», afirma Fernando Encinar, jefe de estudios de Idealista.

El mercado de segunda mano acapara el 82% de las operaciones, si bien es la venta de viviendas nuevas la que muestra un mayor dinamismo, con un alza desde enero del 8%. Por el contrario, la venta de casas usadas cae un 1% en el acumulado anual.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs