MENÚ
sábado 19 octubre 2019
04:34
Actualizado

Primera demanda contra Boeing por el 737 MAX

Una compañía de leasing aéreo rusa le acusa de ocultar defectos del avión y de negligencia en su diseño y le reclama 115 millones de dólares

  • Factoría de Boeing en Renton (Washington)
    Factoría de Boeing en Renton (Washington) /

    Reuters

Tiempo de lectura 2 min.

28 de agosto de 2019. 19:15h

Comentada
Roberto L. Vargas 28/8/2019

Era cuestión de tiempo y ha llegado. Una compañía de leasing aéreo rusa, Avia Capital Services, se ha convertido en la primera en demandar a Boeing por la crisis del 737 MAX. La firma ha denunciado en la corte estatal de Illinois al fabricante americano por fraude e incumplimiento de contrato. Según su escrito, presentado por un despacho de abogados con sede en Miami, Boeing fue negligente en el diseño y construcción del avión, ocultando defectos del aparato.

El pasado 10 de marzo y el 29 de octubre del año pasado , dos aviones de este modelo se estrellaron en Etiopía e Indonesia. En ambos siniestros perdieron la vida 157 y 189 personas, respectivamente. Tras el suceso de Etiopía, las autoridades aéreas mundiales prohibieron el vuelo de estos aparatos, que permanecen en tierra desde entonces.

La inactividad de estos aviones, unos 400 alrededor de todo el mundo, está ocasionando graves pérdidas económicas a las aerolíneas que los tienen en sus flotas. Los expertos calculan que tener en tierra uno de estos aparatos acarrea unos costes diarios de entre 500.000 y 1,5 millones de euros.

Aerolíneas como Norwegian o las chinas Air China, China Southern Airlines o China Eastern Airlines ya habían anunciado meses atrás que reclamarían a Boeing indemnizaciones por la paralización de sus flotas de 737 MAX. Pero ninguna compañía había dado paso alguno en los tribunales contra Boeing.

Avia ordenó 35 unidades del 737 MAX en 2012. Inicialmente, tenía que haberlas recibido este año, pero Boeing congeló las entregas hasta no tener resueltos los problemas que provocaron los accidentes de Etiopía e Indonesia, algo que todavía no ha logrado. La empresa rusa reclama 115 millones de dólares por daños y perjuicios al fabricante americano. Además, solicita la rescisión del contrato.

La de Avia podría no ser la única demanda que Boeing se encuentre encima de la mesa. El bufete que lleva el caso ha asegurado que está en contacto con otras compañías que podrían sumarse a la causa.

Boeing es consciente de que, además de un alto coste reputacional, la crisis del 737 MAX tendrá también un elevado impacto en sus cuentas. El constructor ya ha provisionado 4.900 millones de dólares para cubrir indemnizaciones por retrasos e inmovilizaciones y otras consideraciones.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs