Diez datos que (quizás) no sabías de la valla de Melilla

Su construcción se inició bajo el gobierno de Aznar y durante el de Zapatero se construyeron las concertinas. Ahora, se ha elevado su altura y se están sustituyendo las concertinas por una corona cilíndrica

La valla de Melilla vuelve a estar en el foco mediático porque en breve se terminará la remodelación de este paso fronterizo y la sustitución de las concertinas por una corona cilíndrica que será menos agresiva para quienes intenten saltarla y entrar de manera ilegal a España. A continuación repasamos los principales datos de este valla tan polémica.

¿Cuándo y por qué se levanta esta valla?

La valla de Melilla es una barrera física situada en los límites de la ciudad española de Melilla con Marruecos, en el norte de África y en territorio español. Su propósito es dificultar o impedir la entrada de inmigrantes ilegales al territorio español. Junto con la valla de Ceuta, es la única frontera terrestre que separa el continente europeo del africano.

¿En qué año empezó a construirse y bajo qué gobierno se hizo?

El polémico muro de Mellila, que ha sido mejorado en los últimos años con el fin de evitar que subsaharianos y marroquíes entren en España a través de Melilla, ya supuso un desembolso inicial en 1998 de cerca 5.500 millones de pesetas (33 millones de euros). En aquel entonces, gobernaba en España José María Aznar.

¿Cuántas ampliaciones ha experimentado?

Su diseño no ha sido estático. A lo largo de los años ha experimentado varias modificaciones que, en parte, responde al aumento de la peripecia de los inmigrantes ilegales para franquearla. No en vano, a los largo de los año los saltos a la valla han evolucionado y se producen de manera más violento y con un mayor de personas con el objetivo de burlar a las fuerzas de seguridad encargadas de su vigilancia. Inicialmente era una sola valla y más adelante dos vallas paralelas de tres metros de altura. En 2005 se elevaron hasta los seis metros, durante el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, tras los episodios de octubre de aquel año donde los intentos de saltarlas fueron numerosos.

¿Con qué elementos de vigilancia cuenta y que longitud tiene?

El perímetro fronterizo 12 kilómetros desde Beni Enzar hasta el mirador del Barranco del Quemadero. Existen además puestos de vigilancia y caminos para el paso de vehículos. Cuenta con sensores de movimiento y con luces de alta intensidad, así como cámaras de vigilancia.

¿Por qué se dobló su altura con el gobierno de Zapatero?

En 2005 tras una sucesión de saltos masivos en masa en los meses de noviembre y diciembre se decide aumentar su altura hasta los seis metros para disuadir a los inmigrantes que esperan en el monte Gurugú, situado en Marruecos. Fue un año especialmente crítico en Ceuta y Melilla, llegándose a contabilizar hasta 5.551 irregulares. Durante “la crisis de las vallas” se registró el intento más masivo de entrada en Melilla, de 700 inmigrantes.

Las ONGs denunciaron la represión de las autoridades, en especial las marroquíes, para repeler los asaltos. Esta obra, tuvo una dotación presupuestaria de 28.100.000 euros para las fronteras de Melilla y Ceuta y las esas fueron aprobadas en el Consejo de Ministros del 30 de septiembre de 2005.

¿Qué es el monte Gurugú?

Desde el punto de vista geográfico, el monte Gurugú es el punto más elevado del cabo de Tres Forcas, en la costa norte de Marruecos (en dicha península se halla también la ciudad autónoma española de Melilla) y forma parte de la sierra de Nador respectivamente. Respecto a los momivientos migratorios, ahí se encuentran algunos de los asentamientos de personas subsaharianas que pretenden cruzar la valla de Melilla. En condiciones de vida pésimas quienes viven en esos lugares pueden llegar a esperar hasta un año el día en que saltarán la verja. Ha sido desmantelado en numerosas ocasiones pero siempre vuelven a formarse campamentos con gente desesperada por llegar a Europa.

¿Por qué son tan polémicas las concertinas?

Las concertinas son unos elementos que también se conocen como “vallas antritrepa”  que tratan de disuadir a los inmigrantes. En cuanto a su instalación, estos elementos, que han provocado graves heridas a muchos de los inmigrantes ilegales que ha tratado de saltar, fueron instaladas en 2005 durante el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

¿Por qué se están modificando?

Cuando el primer gobierno socialista de Pedro Sánchez llegó al poder tras la moción de censura a Mariano Rajoy, una de las primeras promesas del ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, fue la retirada de la concertinas. Aunque han pasado dos años, parte del vallado continúa con ellas. Sin embargo, hay en marcha un plan de remodelación que sustituye las cuchillas por una corona cilíndrica para evitar lesiones a quienes tratan del saltar la valla. Su altura aumenta a diez metros.

¿Cómo es el nuevo diseño?

Tiene una altura de 10 metros que terminan en un cilindro. Es decir, que, si alguien logra escalar hasta arriba por las paredes lisas (sin posibilidad de enganches) lo que es bastante difícil, puede caer al suelo desde esa altura. De los 12 kilómetros del perímetro, tan sólo en una cuarta parte van a ser colocados los cilindros, en las zonas más sensibles, por las que se producen más saltos de inmigrantes. En el resto, habrá un sistema de «peines» que ya están preparados para ser instalados.

¿Cuántos saltos se han producido este año?

En lo que va de año un total de 1.243 personas han entrado de manera ilegal por esta frontera, que supone un 55,7% menos que el año pasado. En cuanto a los saltos masivos se han producido dos especialmente violento. Uno el pasado 20 de agosto en el que murió un inmigrante, y otro en el mes de abril cuando 260 inmigrantes intentaron saltar la valla simultáneamente.