Podemos lleva tres años sin publicar las actas de las reuniones con sus dirigentes

Transparencia opaca. La última acta morada a la que se puede acceder en su página web data del 15 de julio de 2017

El partido que presume de la bandera de la transparencia para las instituciones públicas no predica con el ejemplo dentro de su propia organización. De destacar por ser el primer partido en realizar auditorías externas, a dejarlas aparcadas en el cajón desde 2017. Pero no es esta cuestión la única que contradice los principios de Podemos.

Los morados llevan tres años y dos meses sin publicar en su página web las actas de las reuniones del máximo órgano directivo de Podemos, el Consejo Ciudadano Estatal, que reúne a la dirección nacional de los morados -encabezada por Pablo Iglesias- y a sus “barones autonómicos”.

Fue el 15 de julio de 2017, la última fecha en la que el partido colgó en su Portal de Transparencia la acta de una reunión del Consejo Ciudadano Estatal, a pesar de que estas reuniones se han sucedido repetidamente en el tiempo, mínimo tres veces al año. Desde entonces, no se encuentra en su página web ninguna otra acta oficial.

En aquella reunión, hace tres años, la temática de la reunión giró entorno a un debate monográfico del mundo rural. El objetivo entonces pasaba por fortalecer la implantación de Podemos en los territorios en el corto plazo. Una hoja de ruta que ahora vuelven a implantar tras haber renovado las direcciones autonómicas, con el fin de garantizar la supervivencia de los morados en las comunidades autonómicas, después de los malos resultados en las elecciones autonómicas desde el año pasado.

La anterior reunión del Consejo Ciudadano Estatal se produjo el 20 de mayo de 2017, para valorar la moción de censura que había presentado Podemos contra el ex presidente popular, Mariano Rajoy. Una moción -la tercera en Democracia- fallida, pero que fue el telón a la moción que poco después lideraría Pedro Sánchez y que consiguió su ascenso a La Moncloa. Entonces, Iglesias, explicó ante los suyos que su partido se encontraba ante un “día histórico” por hacer visible “la situación de excepcionalidad” que vivía entonces España. Analizaba el ahora vicepresidente que “el PP está fuera de control debido a los caso de corrupción, los debates dentro del PSOE van más allá de sus problemas internos y tienen que ver con la falta de modelo de país”. Asumía, además, que aunque sabía “que la moción no va a prosperar”, había que “afrontar la responsabilidad, hay que trabajar para saber que el cambio es posible”, respaldaba.

La primera acta del partido data del 15 de noviembre de 2014 cuando, tras la fundación de Podemos, se acordaba el reglamento de funcionamiento interno del Consejo Ciudadano, la propuesta del Consejo de Coordinación por parte del secretario general y el reglamento del proceso constituyente municipal de órganos internos, entre otros.