Una corriente de IU, quiere disputar el liderazgo a Garzón: “Se está dejando fagocitar por Podemos”

El sector crítico rechaza una fusión con el partido de Pablo Iglesias, defiende pactos puntuales y lamenta que la unión electoral ha hecho “indistinguible” al partido comunista

Que en Izquierda Unida varios sectores muestren su descontento con la deriva que ha tomado su formación, no es una novedad. El precedente está en la marcha del ex coordinador Gaspar Llamazares del partido, por desavenencias contra el rumbo que había tomado la IU liderada por el actual coordinador federal. O las críticas por parte del también ex coordinador Cayo Lara-predecesor de Alberto Garzón- que veía como su partido perdía su identidad propia.

Es por ello, que ahora, en vísperas de la XII asamblea del partido, que se celebrará en enero de 2021, y en la que Garzón opta por revalidar su liderazgo, uno de los sectores críticos haya decidido dar un paso al frente y formalizar su precandidatura con el objetivo de evitar la fusión con Podemos.

Será el dirigente José Antonio García Rubio, ex miembro de la dirección colegiada de IU, quien se presente como alternativa al ahora ministro de Consumo Alberto Garzón. Bajo el lema “IU, la izquierda necesaria” pone de manifiesto la necesidad de reconstruir la organización y diferenciarla de Podemos. “No queremos una IU dirigida por Pablo Iglesias”, explica García Rubio en conversación con este diario.

El dirigente, que ha presentado una lista de 31 candidatos cuenta con el aval de la escritora Lidia Falcón y otras mujeres vinculadas al Partido feminista. Su lista la cerrará el alcalde de Zamora, de manera simbólica, Francisco Guarido.

Según analiza García Rubio, el paso dado se enmarca en la necesidad de “recuperar la soberanía de Izquierda Unida y la autonomía del proyecto político”. A juicio del precandidato en Izquierda Unida no existe unanimidad de cara a un proceso de fusión con Podemos, y el ánimo es revertir ese escenario. “IU tiene un proyecto global de transformación y Podemos no”, se explica para criticar que la actual dirección disfrace “de unidad popular” esa fusión.

Según su análisis, IU “se está dejando fagocitar por Podemos, se ha subordinado” y su corriente se opone a ello. El político ve que su partido ha derivado en la invisibilidad. Afirma que es “indistinguible de Podemos”. Pone el ejemplo de su dimisión de la dirección colegiada de IU. “Lo hice al ver que era un órgano que tan solo ratificaba lo que decía Podemos”, se lamenta. Vemos como en el grupo parlamentario la presencia de IU es nula", al tener todo el peso Podemos, que cuenta con casi el total de diputados de Unidas Podemos. Solo hay que ver que nadie habla de Unidas Podemos –la marca electoral- sino de Podemos. En su opinión, IU “se está dejando fagocitar por Podemos, se ha subordinado” y su corriente se opone a ello. Además, recuerda un hecho. “¿En Podemos alguien habla de la fusión?” No, responde. Y eso es cosa de dos, puntualiza.

Valora que la unión electoral de Podemos e IU, hace ya cuatro años, no es positiva y el electorado ha mandado ese mensaje. “Lo vemos en los resultados electorales. La pérdida de voto desde el año 2016 ha sido fuerte y continua, lo cual lanza un mensaje claro e inmediato que muchos compañeros no quieren ver, que el electorado no reconoce Unidas Podemos como algo positivo”. Ve además que, "en vez de avanzar hacia la unidad, se han instalado en la dispersión. Podemos ha perdido a Carolina Bescansa, a Íñigo Errejón, a los anticapitalistas, y por parte de Izquierda Unida a Gaspar Llamazares, al partido feminista y a multitud de independientes.

García Rubio se muestra muy crítico también con la entrada de Unidas Podemos en el gobierno de coalición. “Obviamente esta candidatura está en contra y si presentamos una candidatura es porque tampoco tenemos una buena imagen de Garzón”, incide para después explicar que él habría preferido que IU apoyase parlamentariamente al Gobierno sin entrar en él. Critica que Podemos “impuso” la participación de IU en la coalición. En cuanto a la gestión del ministro de Consumo en su departamento, cree que “no la ha aprovechado”.