Iglesias presentará una denuncia de cohecho contra el PP por “comprar diputados” en Murcia

El vicepresidente segundo acelera su salida del Gobierno tras no recaer en la ley electoral que obliga a dejar sus responsabilidades la próxima semana. García Egea le espeta: “Tanta paz lleves, como descanso dejas”

El vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Agenda 2030, Pablo Iglesias, se prepara en su escaño a su llegada a su última sesión de control al Gobierno antes de abandonar el Gobierno
El vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Agenda 2030, Pablo Iglesias, se prepara en su escaño a su llegada a su última sesión de control al Gobierno antes de abandonar el GobiernoChema MoyaEFE

24 de marzo de 2021. La sesión de control al Gobierno en el Congreso de los Diputados pasará a la historia por ser la última en la que Pablo Iglesias acude como vicepresidente segundo del Ejecutivo. Pone fin así a quince meses dentro de Moncloa tras su decisión de dar el salto a la política madrileña para tratar de rivalizar con la presidencia de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso. Lo hace, además, a pasos forzados tras tener que acelerar su salida del Ejecutivo -que se producirá la próxima semana- tras no haber calculado que la ley electoral de la Comunidad de Madrid le obliga a dejar el Gobierno tras concluir el plazo de candidaturas, esto es, el 31 de marzo.

Acta de diputado

Precisamente, en la sesión de control al Gobierno, Iglesias ha confirmado que dejará su acta como diputado en el Congreso “antes incluso” de que dimita como vicepresidente. Así lo ha ha afirmado a preguntas del diputado del Partido Popular, Teodoro García Egea, que le había interpelado por esta cuestión, sobre cuándo dejaría su acta. El diputado popular le había pedido “que predique con el ejemplo y se presente al 4-M como un ciudadano de a pie”, a lo que el vicepresidente ha contestado confirmando su dimisión antes incluso, de su dimisión como vicepresidente. “Dimitiré como diputado antes incluso que como vicepresidente. Nosotros no somos como ustedes”, ha asegurado el todavía vicepresidente.

Una vez que el vicepresidente presente su renuncia a su escaño, dejará de estar aforado ante el Tribunal Supremo, un riesgo para Iglesias, puesto que dejará de gozar de protección judicial y será el momento que puede aprovechar el juez de la Audiencia Nacional, Manuel García Castellón para valorar una posible imputación por la pieza 10 del Caso Villarejo, más conocido como «caso Dina» por el robo de la tarjeta SIM de la ex asesora del vicepresidente. El juez no pudo proceder contra Iglesias y por ello pidió al Tribunal Supremo que lo hiciera tras apreciar tres posibles delitos: descubrimiento y revelación de secretos, denuncia falsa y daños informáticos, un caso que fue devuelto por el alto Tribunal a la Audiencia Nacional.

La jornada parlamentaria, de hecho, ha estado marcada por la salida del vicepresidente del Gobierno. La oposición le había retado a abandonar de facto también su escaño en el Congreso de los Diputados, sin embargo, el anuncio del vicepresidente, que se adelanta así a sus propios deseos de dejar su acta pocos días antes de empezar la campaña electoral en Madrid, ha provocado que la sesión se haya convertido en un nuevo mitin electoral.

Recomendaciones de campaña

El diputado del PP, Teodoro García Egea le ha augurado que “va a tener mucho tiempo para estar en la Puerta del Sol, pero sentando en la plaza mirando cómo gobierna el PP”. Se ha despedido pidiéndole que dimita de inmediato, hoy mismo. “Tanta paz lleves, como descanso dejas”, le ha espetado. Además, García Egea, le dio algunos consejos para su campaña y su vuelta a Vallecas. “A los que se compran una casa con mucho esfuerzo, hábleles de cómo proteger a los okupas, a los que se esfuerzan en conseguir un empleo hábleles de las puertas giratorias. A los mayores, que les va a seguir cuidando como hasta ahora, y a los del Ingreso Mínimo Vital pídales perdón, porque siguen sin cobrarlo”.

Denuncia contra el PP

El vicepresidente ha contestado anunciando que Unidas Podemos presentará una denuncia hoy por cohecho ante la Fiscalía Anticorrupción contra el número dos del PP, Teodoro García Egea, al que acusa de “comprar” diputados para frenar las mociones de censura. “Ya está bien de comprar diputados”, le ha espetado, en alusión a que el PP haya logrado hacer fracasar la moción de censura de Ciudadanos en Murcia después de incorporar a los tres diputados díscolos con Inés Arrimadas. “Ya está bien de tanta impunidad”, le ha afeado. “¿Cómo ha conseguido la pasta, la ha puesto usted, o se la ha dado algún constructor?”, le ha interpelado.