El fiscal Stampa desvela ‘maniobras’ de Delgado que impidieron que continuara en Anticorrupción

Asegura que la fiscal general del Estado no informó a los vocales del Consejo Fiscal que rechazaron su permanencia de que la denuncia que recibió por revelación de secretos ya había sido archivada

La Fiscal General del Estado, Dolores Delgado, durante la presentación del balance provisional de la siniestralidad
La Fiscal General del Estado, Dolores Delgado, durante la presentación del balance provisional de la siniestralidadDavid FernándezEFE

El fiscal Ignacio Stampa ha enviado una carta a la Asociación de Fiscales en la desvela las supuestas ‘maniobras’ cometidas por la fiscal general del Estado, Dolores Delgado, que provocaron que los vocales del Consejo Fiscal no le apoyaran para que continuara en Anticorrupción, y por tanto como uno de los dos fiscales del “caso Villarejo”.

Stampa alude al Consejo Fiscal celebrado el pasado 27 de octubre en el que ninguno de los vocales le apoyó después de haber sido objeto de una querella en la que Vox le acusaba de revelar información secreta a Podemos. Y según declaró Dolores Delgado, la falta de apoyos en la carrera fiscal fue el motivo por el que decidió que este funcionario no permaneciera en este departamento junto a su compañero Miguel Serrano.

Sin embargo, en la misiva dirigida a la Asociación de Fiscales, a la que ha tenido acceso LA RAZÓN, se afirma que los integrantes del Consejo Fiscal “no fueron informados en momento alguno [...] de que las Diligencias de Investigación penal también estaban archivadas por el órgano competente, [por el teniente fiscal Carlos Ruiz Alegría] e incluso que lo habían sido en dos ocasiones, los días 5 y 23 de octubre de 2020”.

Se ocultó a los vocales

Y se les ocultó a los vocales esta información, prosigue la carta, “a pesar de valorarse en dicha sesión ‘las polémicas, los perfiles no serios, discretos o rigurosos” de Ignacio Stampa para seguir en este departamento del ministerio público.

La fiscal general del Estado, Dolores Delgado, durante la presentación del balance provisional de la siniestralidad FOTO: David Fernández EFE

Además, este fiscal también afirma que los vocales del Consejo tampoco fueron informados “de que dicho archivo había sido rechazado por la Fiscalía General del Estado, en la primera ocasión para sugerir el 8 de octubre la práctica de más diligencias, pero en la segunda ocasión sin motivo alguno”.

En ambos casos, continúa Stampa, el fiscal superior de Madrid, Jesús Caballero Klink, apoyó “íntegramente” la decisión del instructor de cerrar la causa, llegando incluso a decir, según se transcribe en la carta de forma literal: “Resulta de todo punto insostenible, las deducciones que [...] , llevan al partido Vox a concluir la existencia de ningún tipo de connivencia entre los fiscales y los abogados de ‘Unidas Podemos’, y menos aún la conclusión de la existencia de indicios que avalaran la presunta comisión por parte de los fiscales del delito de filtraciones y revelación de secretos”.

“Rigor y profesionalidad”

En el mismo sentido, siempre según la carta de Stampa, Caballero Klink afirmó, “con plena rotundidad, que tanto el fiscal denunciado como su compañero desempeñaron con rigor y profesionalidad su desempeño como fiscales en la causa tramitada ante el Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional [’caso Villarejo], no dándose por ello ninguno de los requisitos exigidos” para ser acusado de un delito de revelación de secretos.

Ignacio Stampa FOTO: Foto (CUSTOM_CREDIT) La Razón

Según la información recabada por este diario, el teniente fiscal Ruiz Alegría decretó en dos ocasiones el cierre de la causa contra el fiscal Stampa. El fiscal superior de Madrid, Jesús Caballero Klink, trasladó esa decisión a la Secretaría Técnica de la Fiscalía General del Estado, un órgano consultivo de la máxima confianza de Delgado, que dijo que no se debía cerrar el procedimiento, porque consideraba necesario que se investigaran más cosas.

En concreto, la Secretaría Técnica reclamó que se siguiera investigando a Stampa. Esta decisión, con la que estaba de acuerdo el fiscal superior de Madrid, Jesús Caballero Klink, posibilitó que éste llegara imputado al Consejo Fiscal del 27 de octubre de 2020.

Vía administrativa

El fiscal Stampa también explica en su carta que se ha visto obligado a recurrir a la vía administrativa para tener acceso a “las órdenes o instrucciones dadas desde la Fiscalía General del Estado, por las que las Diligencias de Investigación no estaban archivadas definitivamente ni el 5 ni el 23 de octubre de 2020 y por las que se prolongaron hasta el 16 de febrero de 2021″.

Asimismo, este diario ha confirmado que el 15 de diciembre de 2020 el fiscal superior de Madrid apartó de la causa al instructor de la investigación, quien renunció a recurrir la orden de su jefe. La decisión de relevar al teniente fiscal, responsabilidad de Caballero Klink, fue comunicada a la Secretaría Técnica y a la Fiscalía General del Estado, según informa un portavoz de la Fiscalía de Madrid a este diario.

Derecho de defensa

Tal y como informó LA RAZÓN, Caballero Klink, tras relevar a Ruiz Alegría, decidió reclamar al ex coordinador jurídico de Podemos José Manuel Calvente mensajes de un chat entre abogados de la formación morada, en los que según varios medios de comunicación se aludían a las supuestas revelaciones de Stampa.

Sin embargo, Caballero Klink cambió de opinión y renunció a pedir los chat. Y lo hizo después de que la vicepresidenta tercera del Congreso por Podemos, Gloria Elizo, publicara un tuit en el que aseguraba que el chat reclamado se enmarcaba en “un grupo de trabajo sometido a la confidencialidad entre abogados”, por lo que su entrega “podría vulnerar un derecho constitucional como es el derecho de defensa”.

La vicepresidenta tercera del Congreso y diputada de Unidas Podemos, Gloria Elizo FOTO: EUROPA PRESS/E. Parra. POOL Europa Press

Finalmente, en la carta remitida a la Asociación de Fiscales, Stampa lamenta que no se haya “comunicado a toda la opinión pública el archivo de ninguno de los múltiples procedimientos que se han incoado, ni lo que aquí se menciona ni el resultado de lo practicado sobre el fondo del asunto investigado, a pesar de la alarma social creada respecto de la actuación de dos miembros de la Fiscalía Especial contra la Corrupción y la Criminalidad Organizada en el despacho de un procedimiento judicial singular”, en referencia al “caso Villarejo”.

“Eso sí. La decisión de archivar finalmente las Diligencias de Investigación fue publicada en la tarde del día 15 de febrero de 2021 por un medio de comunicación digital concreto. Pero sin el detalle de que el decreto de archivo lo firmó digitalmente el Excmo. Fiscal Superior de Madrid a las 09:08:52 horas del día siguiente, 16 de febrero de 2021″, advierte la misiva.

Baltasar Garzón

La fiscal general del Estado, Dolores Delgado, es pareja del ex juez Baltasar Garzón, que dirige un bufete cuyos abogados defienden a varios de los principales imputados en el “caso Villarejo”. Es el caso del ex director adjunto operativo (DAO) de la Policía, Eugenio Pino; y del también comisario Enrique García Castaño, conocido con el alias de “El Gordo”.

Además, en el sumario se muestra cómo el comisario jubilado mantuvo diferentes reuniones con el ex magistrado de la Audiencia Nacional. Villarejo aludió a su amistad con Garzón y con Dolores Delgado, según especifica el sumario, para convencer a varios de sus clientes de sus influencias en la Audiencia Nacional. Tanto Garzón como Delgado han rechazado haber colaborado en ningún negocio con Villarejo.