Andalucía

Sánchez sigue en campaña... de vacunas

El presidente del Gobierno visita el laboratorio español que fabrica Moderna y anuncia 13 millones de dosis de Pfizer para el mes de junio

Thumbnail

El Gobierno necesita recuperar la iniciativa, tras el varapalo electoral de las elecciones en la Comunidad de Madrid, dibujando un horizonte de reactivación que deje el 4-M en un mal sueño. El Ejecutivo quiere cambiar el paso y coger impulso con los dos hitos que van a marcar el impulso inmediato para superar las crisis económica y sanitaria derivadas del coronavirus. Por un lado, la gestión de los fondos europeos y la presentación por ministerios (hoy lo hacen las titulares de Igualdad, Irene Montero, y de Derechos Sociales, Ione Belarra) de sus planes de Recuperación y, por otro lado, la campaña de vacunación.

Después de unos inicios convulsos, vinculados a los retrasos por la provisión de dosis de AstraZeneca y los raros efectos adversos vinculados a ella, en el Gobierno han puesto toda su maquinaria a funcionar para trasladar a la sociedad un mensaje de optimismo derivado del buen avance de la campaña de vacunación. El presidente del Gobierno se marcó un calendario hace semanas que, hoy por hoy, se va cumpliendo en tiempo y forma. A día de hoy hay más de seis millones de españoles vacunados con la pauta completa, un número que el Gobierno espera elevar hasta los 10 millones en la primera semana de junio. También se ha anunciado que durante ese mes se comenzará a vacunar a los ciudadanos entre 40 y 49 años y que en julio se pueda seguir con los que están en la treintena.

El objetivo es lograr que en agosto el 70% de la población esté vacunada. Un compromiso que Sánchez se ocupa de recordar en cada intervención. Sea cual sea el acto. Esto quedó de manifiesto cuando ayer, en el acto de presentación de la reforma del artículo 49 de la Constitución, anunció que España recibirá el próximo mes 13 millones de dosis de la vacuna de Pfizer. Cuatro millones más de lo previsto. Se pasará así de una entrega semanal de 1,7 millones de dosis a 2,7 millones. “Durante el mes de junio nuestro país va a dar un nuevo salto cualitativo, de gigante, en la llegada de vacunas. Será un nuevo salto adelante en la vacunación y, por tanto, en la recuperación económica de nuestra normalidad previa a la pandemia”, proclamó.

Este viernes el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha visitado los laboratorios farmacéuticos del Grupo Rovi en Granada, donde se fabrica el principio activo de la vacuna Moderna. Lo ha hecho acompañado por la ministra de Sanidad, Carolina Darias, por el delegado del Gobierno en Andalucía, Pedro Fernández; el consejero andaluz de Salud, Jesús Aguirre; y el alcalde de Granada, Luis Salvador. Tras recorrer las instalaciones, ubicadas en el Parque Tecnológico de la Salud, el presidente ha lanzado un mensaje de cautela: “No podemos bajar la guardia, el virus todavía sigue entre nosotros”. Sánchez hacía estas declaraciones después de asegurar que la consecución de la deseada inmunidad comunitaria está ”muy cerca”. “La vacunación nos está llevando en línea recta hacia la inmunidad de grupo”, ha defendido, recordando de nuevo el objetivo europeo del 70% de la población vacunada en verano, que en el caso de España supondrá haber vacunado a “33 millones de compatriotas”. “Los datos están ahí: estamos a la vanguardia de los países europeos, hemos administrado ya 21 millones de dosis”, ha detallado, apuntando que seis millones de españoles ya tienen puesta la pauta completa de cualquiera de las vacunas disponibles -Moderna, Pfizer, Janssen o AstraZeneca-. El presidente ha felicitado a los sanitarios públicos por una campaña en la que “del 12 de marzo al 12 de mayo hemos superado los 15 millones de dosis administradas”.

Su comparecencia, en la que no ha admitido preguntas, se ha resuelto en pocos minutos. En su “reflexión” personal, ha citado también la importancia de la “autonomía estratégica” en la producción de todo tipo de material, en este caso médico, de España y Europa, poniendo como ejemplo al laboratorio granadino para que “cuando suframos potenciales pandemias, que vendrán en el futuro y esperemos que de menor envergadura, tengamos la capacidad necesaria para afrontarlas”. “Es un desafío fundamental que representa seguridad, innovación y empleo de calidad”, ha insistido. En ese sentido, ha destacado la relevancia de la colaboración público-privada: “Uno de los grandes aciertos de esta calamidad que representa al covid-19 es la unión de todos”, ha dicho Sánchez para referirse a los procesos que los gobiernos han iniciado en colaboración con grandes compañías farmacéuticas. “Esa unión es muy significativa. Una de las grandes lecciones de esta pandemia es que juntos somos más fuertes cuando trabajamos de la mano la empresa y el sector público”.