Pistolas, una granada y cuchillos para usar como bayoneta, así era el “arsenal” de los CDR

Un vídeo muestra que los radicales tenían en su poder varias réplicas de armas y artefactos explosivos

Thumbnail

Los miembros de los Comités de Defensa de la República (CDR) detenidos por la Guardia Civil guardaban un arsenal para llevar a cabo sus cometidos como «organización criminal con fines terroristas». Su objetivo era contribuir a conseguir la independencia de Cataluña mediante acciones violentas.

Los treces secesionistas detenidos, la mayoría en septiembre de 2019, tenían en su poder varias réplicas de armas y artefactos explosivos en un domicilio de Mollet del Vallés (Barcelona): cuatro pistolas, una granada de mano, una mina y un fusil, así como dos cuchillos de grandes dimensiones, uno de ellos provisto «de un acople en su mango, para ser utilizado como bayoneta».

Entre las imágenes incautadas por la institución armada figura un vídeo grabado por uno de los CDR detenidos, Germinal Tomas, en el que manipula un dispositivo casero para activar explosivos.

La intervención de diversas armas tipo airsoft y cartuchería metálica que fue detonada evidencia el conocimiento que el investigado (Germinal Tomás) tenía de las armas, conocimientos que pudiera utilizar para la materialización de las acciones o atentados y para la fabricación de las sustancias explosivas.

A uno de los CDR imputados, Alexis Codina, le intervinieron en un un taller adosado a su vivienda “una caja de 250 balines de la marca GAMO para armas de aire comprimido, siendo los balines del calibre 4,5 de un peso de cada unidad de 0,53 gramos”, según el informe de la Guardia Civil, que añade que los balines “además de ser usados como proyectiles en armas de ese calibre, pueden ser empleados como metralla de cualquier proyectil”.

Los investigados, que siguieron a vehículos de personas contrarias a la independencia, tenían como objetivos peajes, la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, la Guardia Civil y un centro logístico de Amazon.