La Policía localiza en tiempo récord a una menor tras colgar las fotos de una habitación en redes sociales

El juzgado dio vía libre para publicar las imágenes, en el marco de una investigación abierta por pornografía infantil

Imágenes de la habitación facilitadas por la Policía Nacional
Imágenes de la habitación facilitadas por la Policía Nacional FOTO: Twitter La Razón

La Policía Nacional acudía esta mañana a las redes sociales para solicitar una vez más la colaboración ciudadana e intentar ayudar a una menor que podría estar sufriendo abusos. Los agentes publicaban tres fotos diferentes de una habitación con la esperanza de que alguien reconozca la ubicación de la misma y pueda ayudarles. “¡MUY IMPORTANTE! Una menor podría estar en riesgo. Por favor mira bien estas fotos y escríbenos a cgpj.bitpm3@policia.es si reconoces esta habitación”.

Apenas tres horas después, la Policía volvía a colgar un tuit de agradecimiento ya que, gracias a la colaboración ciudadana, habían dado con esa habitación lo habían puesto en conocimiento de los familiares.

“Vuestros correos electrónicos han permitido identificar la habitación (y en tiempo récord). MUCHÍSIMAS GRACIAS Nuestros agentes ya se han puesto en contacto con los familiares de la menor y continúan las investigaciones”. De este modo agradecían la colaboración de las personas que habían facilitado información suficiente para localizar la ubicación exacta de la habitación.

Fuentes policiales señalaron a Efe que se trata de una investigación abierta de pornografía infantil que sigue la unidad de la Ciberdelincuencia y que actualmente está judicializada. De hecho, el juzgado ha autorizado la difusión de estas imágenes para intentar impulsar las pesquisas de la Policía.

En una de las imágenes se veía la pared decorada con cuatro búhos de papel o cartón pintados de colores y una medalla deportiva, además de varios cojines. En otra foto se veía una cama pegada a una pared sobre la que hay varios cojines de peluches, así como la puerta de la habitación cerrada con varias perchas con prendas de vestir y bolsos.

En la tercera imagen aparecía un armario con las puertas de color madera. A pesar de que la calidad de la imagen no es nítida puede apreciarse que en dos de las puertas hay pegados dos dibujos. De los pomos, cuelgan unos adornos con forma de corazón.