Deportes

Anticorrupción abre una investigación para esclarecer las comisiones de Rubiales y Piqué

El Ministerio Público ha iniciado las indagaciones a raíz de una denuncia que presentó hace un mes el presidente del Centro Nacional de Formación de Entrenadores, Miguel Ángel Galán, para analizar el contrato con Arabia Saudí

Los audios y documentos publicados del presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Rubiales, ya están en manos de la Fiscalía Anticorrupción. El Ministerio Público ha decidido iniciar una investigación, según confirman fuentes del mismo, para esclarecer si ha habido irregularidades en la gestión de Rubiales al frente de la entidad y si fue legal el contrato que se firmó con Arabia Saudí para que la Supercopa de España se disputara allí y del que tanto él como el futbolista del FC Barcelona Gerard Piqué cobraron comisiones millonarias. La denuncia llegó hace un mes por parte del presidente del Centro Nacional de Formación de Entrenadores de Fútbol, Miguel Ángel Galán.

El pasado 19 de abril llegó el primero de los escritos de Galán a Anticorrupción apuntando a delitos de cohecho, corrupción en los negocios y entre particulares, administración desleal y prevaricación administrativa. Lo presentó a consecuencia de las informaciones que ‘El Confidencial’ ha estado publicando sobre los conocidos como Supercopa Files. Entre ellos fue revelado que el cambio de sede de la Supercopa de España supuso una comisión de 24 millones de euros para Piqué y su empresa Kosmos Global Holding S.L. Una competición que pasó de jugarse en territorio nacional a hacerlo en Arabia Saudí y en la que el jugador del Barça participaba al mismo tiempo que tomaba parte en su organización.

Según avanzaba la publicación de más informaciones, el denunciante amplió sus escritos creyendo que Luis Rubiales pudo cometer delitos de corrupción al alquilar a cargo de la RFEF una vivienda en Madrid, adquiriendo una ayuda para censados en la capital, sin estarlo él.

El denunciante expone que el código ético de la Federación obliga a los directivos a actuar en todo momento con transparencia. “Si la Fiscalía no abre como mínimo una investigación, aunque no se dirija inicialmente contra personas físicas o jurídicas, como ha hecho con el caso del hermano de la presidenta Ayuso, sería mandar un mensaje a la sociedad de ‘barra libre’ para todos los presidentes de federaciones deportivas de España”, señalaba el escrito.

El CSD pide explicaciones a Rubiales

El presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), José Manuel Franco, ha solicitado, a través de una carta, al presidente de la Real Federación Española de Fútbol que aporte los datos que tenga “para mitigar la inquietud” que se ha generado tras la últimas informaciones sobre su persona y que pueden “perjudicar la imagen y el buen nombre” del organismo federativo.

“Estimado presidente, la reiterada publicación de informaciones periodísticas que apuntan a presuntos comportamientos irregulares en tu actuación como presidente de la RFEF puede perjudicar la imagen y el buen nombre de la Federación”, señala la carta que ha enviado Franco a Rubiales.

El dirigente recuerda al presidente de la RFEF que su decisión “de poner en manos de la justicia estos hechos debiera contribuir a disipar cualquier duda al respecto”, pero que “mientras la justicia no se pronuncie” sobre su “denuncia y de las que otras personas puedan interponer”, considera que sería “muy conveniente” que proporcionase “a la opinión pública los datos de que dispongas para mitigar la inquietud que algunas informaciones han generado”.

Finalmente, José Manuel Franco deja claro en la misiva que el Consejo Superior de Deportes “está comprometido en la defensa de los mejores valores del deporte y del prestigio de todas las instituciones y entidades deportivas, objetivos que sin duda compartimos con la Federación que presides”.