MENÚ
domingo 21 julio 2019
01:35
Actualizado

Dolores Delgado niega que llamara «maricón» a Marlaska y rechaza dimitir

La ministra de Justicia acusa a terceros de cortar y copiar las grabaciones para que parezca que llama «maricón» y «nenaza» al actual ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska

  • La ministra de Justicia, Dolores Delgado, momentos antes de intervenir hoy en un desayuno informativo. Foto: EFE/Mariscal
    La ministra de Justicia, Dolores Delgado, momentos antes de intervenir hoy en un desayuno informativo. Foto: EFE/Mariscal

Tiempo de lectura 4 min.

25 de septiembre de 2018. 14:51h

Comentada
Francisco Velasco 25/9/2018

La ministra de Justicia, Dolores Delgado, aseguró esta mañana que no se refería al ministro de Interior, Fernando Grande Marlaska, cuando en una comida con el comisario José Villarejo y el ex juez Baltasar Garzón, llamó a alguien «maricón». En dicha conversación, tal y como muestran las grabaciones, hablaban de Grande Marlaska justo cuando Delgado lo tacha de «maricón» y «nenaza». Así, afirmó con rotundidad que no pensaba dimitir bajo ningún concepto: «Esto (referido a las grabaciones) me indigna y voy a seguir trabajando y contando y contando con el apoyo del presidente, por supuesto, y del Gobierno, porque tenemos un objetivo superior que no dejaremos arrastrar por ataques que no tienen nada de político, nada de verdad y que son absolutamente execrables». También señaló que esta misma mañana ha hablado ya con Marlaska sobre estas grabaciones, que a su juicio, no son más que un corta y pega.

El Gobierno de Pedro Sánchez está "para trabajar por la gente y nadie va a impedir que lo hagamos", ha matizado al mismo tiempo que afirmaba que ella siempre se ha movido "por el interés de cambiar el mundo. Por el servicio público y para cambiar las cosas. Y nadie lo va a impedir".

La ministra realizó estas declaraciones durante su intervención en el Club Siglo XXI de Madrid, acto al que asistió un solo miembro del Gobierno, la ministra de Economía y Hacienda, Maria Jesús Montero. Comenzó su intervención recordando a las 951 mujeres víctimas de la violencia machista: «Tenemos un terrorismo machista que debemos tener presente».

El acto estuvo marcado en buena parte por las últimas polémicas en que se ha visto involucrada la ministra de Justicia por las grabaciones en una comida, en 2009, con el comisario Villarejo. En la última, difundida por la web Moncloa.com Delgado llama "maricón" al hoy ministro de Interior, Fernando Grande Marlaska. Incidiendo en el tema de las grabaciones, señaló que no sabia cuál era "el objetivo ni la finalidad. Sé lo que cada uno está haciendo y lo que ha hecho, el porqué estoy aquí y el porqué voy a seguir aquí".

También denunció la "parálisis institucional" que, en su opinión, existía en Justicia en el anterior Gobierno, cuando Rafael Catalá estaba al frente. La ministra señaló que en estos 100 días la Memoria Histórica se ha convertido en uno de los ejes principales de su Departamento. Igualmente señaló que uno de sus objetivos es lograr que la instrucción de los procedimientos penales sea asumida por la Fiscalía.

No obvió el hecho de que el PSOE cuenta con apenas 84 diputados, algo a lo que la ministra restó importancia para sacar adelante los proyectos de su Ministerio: "De la dificultad numérica buscamos la oportunidad del consenso".

Sobre las declaraciones de varios ministros y de la delegada del Gobierno en Cataluña a favor del indulto si los procesados por el "proces" son condenados, la titular de Justicia negó en todo momento que ello suponga interferencia alguna en la labor de los jueces del Tribunal Supremo: "Desde el minuto uno se ha respetado la independencia judicial y fiscal...esta es una de las cuestiones del anterior Gobierno". Por ello, añadió, no hay ningún tipo de injerencia en ese procedimiento. En todo caso, no quiso opinar sobre la posibilidad posibilidad debes os insultos: "Espero lo que decidan los jueces" , se limitoba decir

Últimas noticias