MENÚ
lunes 19 agosto 2019
01:20
Actualizado

El PSOE apoya a Pepu aunque tributó menos impuestos

Creó el mismo tipo de sociedad para pagar menos que le costó la dimisión al ex ministro Máxim Huerta.

  • El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha guardado silencio sobre la crisis de la sociedad de Pepu Hernández durante su estancia en México
    El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha guardado silencio sobre la crisis de la sociedad de Pepu Hernández durante su estancia en México

Tiempo de lectura 4 min.

01 de febrero de 2019. 00:37h

Comentada
Ainhoa Martínez Madrid. 1/2/2019

A Pedro Sánchez se le ha borrado de golpe la «sonrisa» que le dibujaba en la cara –según él mismo reconoció recientemente– el fichaje de Pepu Hernández para la candidatura del PSOE a la Alcaldía de Madrid. El partido vuelve a tropezar con las sociedades interpuestas que tuvieron sus figuras en el pasado y el presidente del Gobierno que hasta ayer era todo entusiasmo hacia el ex seleccionador de baloncesto, ahora ha dejado de emitir señales. El balón salieron a despejarlo desde Ferraz por tratarse de una cuestión de partido y porque Sánchez desde que en 2015 pronunciara aquello de que «si alguien crea una sociedad interpuesta para pagar la mitad de los impuestos que le toca, estaría fuera» no es válido para respaldar a ningún candidato. Esta frase ya tuvo un impacto brutal en el Gabinete a los seis días de su conformación con la dimisión del entonces ministro de Cultura, Máxim Huerta. La sociedad interpuesta por la que abandonó su cargo «para no perjudicar al Gobierno» es del mismo tipo que la que constituyó «Pepu»: para ahorrarse el pago de impuestos de sus conferencias y publicidad, según desveló «El Confidencial.

Como ya ocurriera con los casos de los ministros Pedro Duque –sociedad patrimonial para comprar un chalé en Jávea–, Nadia Calviño –sociedad para comprar una casa en Madrid–, Dolores Delgado –filtraciones del «caso Villarejo»– o Josep Borrell –multado con 30.000 euros por la CNMV por usar información privilegiada para vender acciones de Abengoa–, entre otros, parece que en el caso de «Pepu» tampoco habrá consecuencias. Al menos, desde Ferraz salió ayer públicamente la vicesecretaria general, Adriana Lastra, a defender la «honestidad» y «honradez» del ex seleccionador español. «Nunca ha cometido ninguna irregularidad para rebajar ilícitamente el pago de impuestos y está al tanto con Hacienda», destacó Lastra. La «número dos» del PSOE obvió que la sociedad mercantil le habría permitido tributar al tipo del 25% que establece el impuesto de sociedades, en vez de hacerlo por el tipo máximo del IRPF, y destacó que el ex seleccionador «siempre tributó conforme a la ley vigente, lo que correspondía en cada momento, y nunca la Agencia Tributaria cuestionó la tributación de sus derechos de imagen. Ni nunca otra cuestión sobre sus ingresos». El PSOE cierra, por tanto, filas con «Pepu» asegurando que «ya sabían que en el momento que se conociera el elegido –como cabeza del PSM a Madrid– iban a empezar las calumnias, las difamaciones» y critican que «se ataque a la gente que se acerque a la política, por el simple hecho de acercarse a la política».

Las informaciones sobre el ex seleccionador español de baloncesto caldean aún más el proceso de elección del candidato del PSOE a la Alcaldía de Madrid que ha generado controversia entre los militantes, al anunciar el apoyo expreso de la dirección y del propio Pedro Sánchez que llegó a anticipar su voto a «Pepu», aunque no pueda votarle por estar inscrito en Pozuelo y no en la capital. Desde hace meses, Manolo de la Rocha lleva recorriendo las agrupaciones para hacer campaña y ya anunció que concurriría a unas primarias en caso de que se celebrasen. Por su parte, Ferraz garantiza la «neutralidad del proceso» aunque consideren a Hernández el «mejor candidato». No en vano, el presidente del Gobierno le arropará el próximo domingo en su acto de presentación en Madrid.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs