MENÚ
domingo 17 marzo 2019
23:07
Actualizado

España no llegará al 2% del PIB en Defensa en 2024

Cospedal informa a la OTAN del incumplimiento pero promete destinar 18.000 millones en 7 años.

  • Cospedal, ayer en la Comisión de Defensa, junto al letrado Nicolás Pérez-Serrano y José María Barreda
    Cospedal, ayer en la Comisión de Defensa, junto al letrado Nicolás Pérez-Serrano y José María Barreda

Tiempo de lectura 2 min.

25 de enero de 2018. 02:46h

Comentada
Fernando Cancio 25/1/2018

«El esfuerzo presupuestario programado refleja un claro incremento del gasto dedicado a Defensa, pero no llegará al 2% del PIB en 2024. El programa que se ha mandado a la OTAN no incluye el objetivo del 2%». Con estas palabras, la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, reconocía ayer en el Congreso de los Diputados que España no cumplirá con el compromiso adquirido con los aliados en 2014 de destinar el 2% del PIB a gasto de Defensa una década después. Según explicó en la Comisión de Defensa, «España viene de un porcentaje muy bajo y sería imposible llegar a ese 2%», pero quiso aclarar que su Departamento tiene la intención de, en 2024, situar el gasto en el 1,53% (unos 18.000 millones).

Se trata de un aumento importante, pero queda aún lejos de ese compromiso inicial, que en 2024 debería rondar los 24.000 millones, según las previsiones de crecimiento. Tal y como explicó la ministra, para alcanzar esos 18.000 millones el Ministerio ha establecido «una progresión de menor intensidad en los primeros años y de mayor en los siguientes». De hecho, aventuró que para 2018 planean un gasto similar al del ejercicio 2017. De momento, aunque España es el tercer país que menos gasta en Defensa, Cospedal resaltó que sí que cumple, por ejemplo, con el objetivo de dedicar un 20% del a material, concretamente el 22%. Unos datos que podrá transmitir personalmente al secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, con quien se reunirá hoy.

Estas cifras las ofreció en una Comisión en la que también se trataron otros temas, como el coste de las misiones en el exterior el pasado año o la autorización del aumento del contingente en Mali.

Respecto al primer punto, la ministra confirmó que las operaciones y estructuras internacionales en las que participaron las Fuerzas Armadas – supusieron un gasto de 1.081,7 millones, frente a los 771,11 de 2017. De todas las misiones, la de Líbano fue la más costosa, con 138 millones. Tras ella, con 123,1 millones, se situó la de Irak. Y en tercer lugar, la operación «Sophia» de la UE contra las mafias de la inmigración en el Mediterráneo (84,3). En cuanto a las estructuras aliadas , la contribución a la Fuerza de Respuesta Reforzada de la OTAN (e-NRF) supuso un coste de 149,4 millones, mientras que la aportación a los Grupos de Combate de la UE costó 71,9 millones. De cara a 2018, la previsión es que el gasto en misiones ronde los 1.100 millones.

En relación a Mali, el Congreso aprobó duplicar el contingente actual en la operación de entrenamiento de la UE (de 140 a 292) debido a la asunción por parte de España del mando de la misma.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs