MENÚ
lunes 26 agosto 2019
01:01
Actualizado

Las fragatas F-110 impulsan la llegada del “Astillero 4.0” a Ferrol

Navantia invertirá 165 millones para modernizar sus instalaciones e implantar nuevas tecnologías como el gemelo digital

  • Vista aérea del Arsenal de Ferrol y el astillero de Navantia
    Vista aérea del Arsenal de Ferrol y el astillero de Navantia /

    Armada

Tiempo de lectura 2 min.

09 de mayo de 2019. 16:58h

Comentada
Infodefensa.com para larazon.es.  9/5/2019

Navantia y el Ministerio de Defensa firmaron el pasado 23 de marzo la orden de ejecución de las cinco fragatas F-110 de la Armada española. Ese mismo día, la empresa estatal confirmó una inversión de unos 165 millones de euros para la modernización y digitalización de sus astilleros de Ferrol, en los que se producirá la construcción de los buques.

Esta partida, explica la compañía, permitirá a corto plazo la edificación en las instalaciones ferrolanas de un nuevo taller de fabricación de sub-bloques de las fragatas con la utilización de las técnicas más modernas de construcción naval. Este centro incluirá una línea de fabricación de paneles planos con soldadura láser híbrida, estaciones de volteo de sub-bloques y un sistema a escala para su integración en el modelo digital del astillero.

El taller forma parte de las reformas que llevará a cabo la empresa en sus centros de la ría de Ferrol para avanzar hacia un astillero 4.0 que mejore los procesos y herramientas de toda la cadena de producción a través de la aplicación de tecnologías como el internet de las cosas, la modelización y simulación, el big data, la robótica, la impresión 3D, la inteligencia artificial, el blockchain o la realidad virtual y aumentada. El propósito final es crear factorías inteligentes.

El plan incluye además una profunda remodelación de la sede ferrolana con la construcción de un nuevo dique y tres muelles. Todo este proceso de transformación se producirá a la vez que tiene lugar la construcción de las fragatas F-110 y la buena marcha de los trabajos podría suponer un adelanto en los plazos de entrega de las fragatas.

Cabe recordar que el calendario actual recoge que el primer buque estaría listo en los últimos meses de 2025, mientras que el quinto llegaría a finales de 2029 o principios de 2030.

Gemelo digital y buque sin cables

En la modernización del astillero también resultará clave la implantación de nuevas técnicas, como el gemelo digital, y de proyectos innovadores en marcha, como el buque sin cables. El gemelo digital, analizado en profundidad en la última edición de Symdex, consiste en una réplica en realidad virtual 3D de un buque físico que refleja el estado del producto real y muestra las condiciones ambientales a las que están expuestos sus sistemas. Entre las ventajas, Navantia detalla que permitirá optimizar el diseño u operación de los sistemas; anticipar procesos de verificación y validación; llevar a cabo un mantenimiento predictivo, basado en la condición; o apoyar la toma de decisiones.

Por su parte, el buque sin cables es una iniciativa en la que la empresa trabaja con la Universidad de La Coruña para desarrollar un sistema de servicios integrado que reduzca hasta un 20% el cableado de la futura fragata.

Últimas noticias