la-razon

Guild Esports desvela los millones de libras en pérdidas

Hasta 4,3 millones de libras ha perdido la organización de esports de David Beckham durante los últimos 6 meses

Guild Esports
Guild Esports La Razón

Siempre se habla de que los deportes electrónicos están al alza y que se trata de un negocio que, bien llevado, enriquece el ecosistema y produce grandes ganancias.

Sin embargo, no todo el monte es orégano y hay clubes que han visto cómo la pandemia y los estragos que ha causado han provocado un lastre en sus cuentas.

Guild Esports, equipo propietario del exfutbolista David Beckham, ha desvelado sus cuentas y se ha comprobado el gran agujero que tiene. Según informan desde Esports Insider, Guild Esports anuncia que durante los últimos 6 meses han perdido la cifra de 4,3 millones de libras; lo que se traduce en unos 5 millones de euros.

No obstante, la noticia también refleja las ganancias que quedan bastante lejos de los propósitos del equipo. Hasta 368,990 libras es lo que han podido conseguir en las competiciones que han participado.

Este dato llama especialmente la atención, ya que sus rosters de FIFA, Rocket League, VALORANT y Fortnite han sido los que han conseguido este montante siendo insuficiente para los ingresos del club.

En una entrevista para el medio Esports Insider, Carleton Curtis, presidente ejecutivo de la organización, afirmó que “no van a volver a producirse los errores pasados que las organizaciones han cometido” y añadió: “Tenemos metas ambiciosas que, probablemente, sorprenderán a algunos”.

Además, Kal Hourd, CEO de la entidad, ha declarado que, pese a esta pérdida económica, Samsung, HyperX y Subway han permitido el ingreso de 7,5 millones de libras tras la contratación de estos mostrando la confianza depositada en el equipo inglés.

Este hecho ha despertado del sueño a Guild Esports que, dentro de lo que cabe, ha sabido explotar al máximo su presencialidad en los torneos participantes. Tanto en VALORANT como en Rocket League ha sido uno de los conjuntos que siempre ha estado en las fases finales de su región y el que, a priori, tenía cierto favoritismo frente a algunos de sus rivales.

Por otra parte, no hay que olvidar que los equipos son igualmente entidades empresariales que deben mirar por su bolsillo. Bien es cierto que es un modelo de negocio que apuesta por el entretenimiento y que debe construir una infraestructura que apoye todo el ecosistema, pero de no tener los resultados esperados y verse en ciertos aprietos financieros, bien podría buscar una alternativa distinta para solventar este contratiempo.

Al igual que en otros deportes, los agujeros monetarios son el gran dolor de cabeza que tienen los equipos. No obstante, el cambio radical de una forma de verlo para pasar a otra recorre un camino que puede ser la salvación (si se dan los pasos correctos) o el descalabre absoluto si no se saben corregir estos problemas.

Uno de los pilares fundamentales por los que puede estar pasando Guild es la falta de valor de marca. Es cierto que su relevancia dentro de las competiciones es buena y segura en muchos casos, pero ese rigor que se puede ver en un G2 Esports, en un Team Liquid o DAMWON es lo que precisamente puede faltarle de cara a tener un proyecto más seguro que le afiance los ingresos. Veremos cómo termina de cerrar la mitad de año, pero todo augura que les va a costar remontar el vuelo.