Publicidad
Publicidad
Gente

Albert Rivera planea volver a la política

Aunque está centrado en su pareja y en la próxima llegada de su segundo hijo, el ex líder de Ciudadanos no descarta retomar su antigua actividad en 2021

No es un plan a medio plazo, pero sí para principios del 2021. Albert Rivera, hoy volcado con el embarazo de su pareja, la cantante Malú, y desligado totalmente de Ciudadanos, ha dejado entrever a sus incondicionales que regresará al mundo de la política en el 2021, cuando el negativo efecto mediático de su reciente fracaso electoral quede lo suficientemente lejos como para regresar al partido sin reproches ni cortapisas.

Publicidad

En lo que se refiere a Malú, seguirá una larga temporada alejada de los escenarios. En todo caso, volverá al estudio de grabación para preparar un nuevo disco tras dar a luz. Evidentemente, respeta por encima de todo a Rivera y, de hecho, fue la primera en enterarse de sus intenciones de volver a la política, una decisión que la cantante ya intuía. Y es que el ex líder naranja echa de menos un mundo en el que se mueve como pez en el agua. Pero lo cierto es que en su partido todavía le reprochan que en estos meses electorales dedicara más tiempo a su vida personal y, por tanto, a su relación sentimental, que a las necesidades de Ciudadanos.

Se rumorea que quiere dedicar todo el 2020 a algún trabajo relacionado con el universo discográfico y que Malú estaría moviendo sus influencias para “colocarle” en un puesto directivo. Seguramente, será una ocupación temporal como transición hasta su regreso a Cs.

Entre tanto, estas Navidades están siendo muy tranquilas para la pareja. Las disfrutan con sus familiares más cercanos y sin grandes algarabías. Su unión funciona a la perfección y se ríen de ciertos rumores que auguran una pequeña crisis. Los dos han dado un gran paso adelante al engendrar un hijo. Y, como ya contamos en exclusiva, el siguiente paso será una boda por lo civil. Aunque la artista nunca ha sido partidaria del matrimonio, Albert parece haberla convencido de lo contrario. Ya veremos si el 2020 es motivo de doble celebración: la llegada de su primer hijo y la nupcial.