Muere la infanta Pilar de Borbón a los 83 años

La hermana mayor del Rey Juan Carlos, que llevaba ingresada desde el pasado domingo y luchaba desde el último año contra el cáncer de colon, ha recibido esta mañana la visita de Don Juan Carlos y de Doña Sofía.

Día triste para la familia Real española. La Infanta de España Doña Pilar de Borbón, hermana del Rey Don Juan Carlos y tía de Felipe VI ha muerto este miércoles en el Hospital Ruber Internacional. A sus 83 años de edad, ha fallecido como consecuencia de un cáncer de colon que arrastraba desde hacía unos meses. Así lo ha confirmado la familia. Fue el pasado 5 de enero cuando ingresó en el centro hospitalario aquejada de una bronquitis que desencadenó su fallecimiento debido a la larga enfermedad que venía padeciendo.

Esta misma mañana, la duquesa de Badajoz recibía la visita de la reina Doña Sofía, quien durante estos meses de enfermedad ha estado muy unida a su cuñada. También Don Juan Carlos se acercaba al hospital esta misma mañana para darle el que a la postre ha sido su último adiós a su hermana, aunque no hay imágenes de esa visita porque se trasladó en un coche con los cristales tintado. Además, los hijos de doña Pilar no se separaron de ella en sus últimas horas. A lo largo del día de hoy, sus hijos Fernando y Bruno entraron en el hospital con gesto serio, preludio del triste desenlace. También ha tenido oportunidad de despedirse de ella su hermana la Infanta Doña Margarita, tres años menor que ella.

Lucha contra el cáncer

Entre las últimas imágenes públicas de la hermana del Rey Emérito está la visita al Rastrillo Nuevo Futuro. Este mercadillo era uno de lo proyectos más personales de la hermana del Rey Don Juan Carlos que, con el paso de los años, ha conseguido asentarse en la escena madrileña como un imprescindible en las semanas previas a la Navidad. Acudió en silla de ruedas y demostrando que pese a su enfermedad, seguí luchando por su vida.

Nacida en Cannes apenas unos días después de que estallara la Guerra Civil, Doña Margarita se casó con Luis Gómez-Acebo, al que conoció en casa de Simeón de Bulgaria. A pesar del linaje aristocrático del que sería su marido -era nieto del marques de Cortina- los condes de Barcelona no vieron con buenos ojos el enlace y Doña Pilar tuvo que renunciar a sus derechos dinásticos por no haber contraído matrimonio con un príncipe de sangre real. Doña Pilar tuvo cinco hijos con Luis Gómez-Acebo: Simoneta, Juan, Bruno, Juan y Fernando, cinco de los siete primos hermanos que tiene el actual Monarca (junto a Alfonso y María; hijos de la Infanta Margarita y Carlos Zurita.

Doña Pilar fue operada de urgencia en febrero del año pasado por una obstrucción instestinal. Durante el que sería el último verano de su vida sufrió también una bajada de defensas por lo que fue ingresada en la clínica Rotger de Palma de Mallorca. La Infanta Pilar se formó como enfermera, ejerciendo como tal durante su juventud, además hablaba perfectamente inglés, francés, portugués e italiano. Además, la tía del Rey Felipe VI fue presidenta de la Federación Ecuestre Internacional desde 1994 hasta 2005, miembro honorario del Comité Olímpico Internacional y formaba parte del Consejo de Honor del Comité Olímpico Español.