Kate Middleton desvela el momento más duro de la maternidad: “Estaba tan sola…”

Una íntima confesión de la época en la que vivían en una isla de Gales

Kate MiddletonJonathan BradyGTRES

La agenda de Kate Middleton está más ocupada que nunca, y es que desde que los duques de Sussex se apartaron del foco mediático, todas las miradas se centraron en los duques de Cambridge. Ambos aumentaron entonces sus apariciones públicas, sobre todo en el caso de ella, que intenta ganarse las alabanzas para poder mejorar la imagen de la monarquía británica, muy debilitada por los últimos escándalos.

Sin descuidar a sus hijos, algo que se reparte de manera equitativa con el príncipe William, Middleton apreció cómo sus compromisos crecían, hasta el punto de convertirse en una de las más atareadas de la familia. En todos los actos a los que acude, la duquesa no pierde la oportunidad de hablar sobre los niños, y la última confesión que hizo sobre la maternidad sorprendió a todos.

Fue en su visita al Centro de Niños ‘Ely y Caerau’ en Cardiff donde compartió que el nacimiento de George, su hijo primogénito, en 2013, no fue tan idílico como pareció ante las cámaras. Kate Middleton presentó su proyecto más personal, ‘5 Big Questions’, que brinda a las personas de Reino Unido la oportunidad de compartir sus puntos de vista sobre la crianza y saber más sobre la infancia en el país.

"No tenía a mi familia cerca, él hacía turnos de noche. Si hubiese tenido un lugar así…”

Allí, acudió a un centro en el que se reúnen madres con sus bebés, y aprovechó el momento para hacer una íntima confesión: “Es agradable estar en Gales de nuevo. Estaba hablando con otras madres de cuando tuve a George y William todavía trabajaba con búsquedas y rescates, así que vinimos aquí cuando George era un bebé muy pequeño, en medio de Anglesey”.

Middleton recordó de esta manera cuando el matrimonio vivía en una isla de Gales debido al trabajo del príncipe, que era piloto de helicópteros de emergencia. “Estaba tan aislada, tan sola. No tenía a mi familia cerca, él hacía turnos de noche. Si hubiese tenido un lugar así…”. Muy emocionada, hizo hincapié en la importancia del apoyo, y quiso dar un mensaje de ánimo a aquellas madres que no lo estuviesen pasando bien.

Kate Middleton siempre ha querido contar la realidad de la maternidad y de la crianza con la intención de dejar a un lado falsos mitos. Por ello, ya en 2017 durante una reunión con la fundación Heads Together calificó la experiencia de ser madre como “abrumadora”, a pesar de la ayuda con la que contó y que “la mayoría de madres no tienen”.