¿Qué se ha hecho en la cara Demi Moore?

Las alarmas han saltado cuando ha inaugurado el desfile de alta costura de Fendi, ¿quién era esa modelo? Somos muchos los que nos hemos quedado ojipláticos

Demi Moore desfila en la Semana de la Moda de París
Demi Moore desfila en la Semana de la Moda de ParísFendi

Que las videollamadas han hecho mucho bien durante la pandemia es de sobra reconocido, pero también hay que reconocer que han hecho mucho mal.

Como nos comenta el doctor José María Franco, “El aumento de las horas conectados y la necesidad de realizar cada vez más videollamadas para comunicarnos ha hecho que muchas personas se planteen cuestiones de su aspecto con las que no están conformes y hemos notado un gran aumento de las citas para retoques faciales e incluso para operaciones de pecho estos meses post- confinamiento”.

Y la pobre Demetria no se ha quedado atrás. Después de pasar la cuarentena con uno de los calvos más sexies, su ex marido Bruce Willis y ver cómo después éste se reencontraba con su joven y guapa mujer después del aislamiento, todas sus inseguridades han vuelto para quedarse y parece que ha decidido que más, mucho más siempre es mejor en cuanto a retoques se refiere.

Las alarmas han saltado cuando ha inaugurado el desfile de alta costura de Fendi, ¿quién era esa modelo? Y cuando se ha sabido que era Demi Moore somos muchos los que nos hemos quedado ojipláticos y el “¿qué se ha hecho?” no ha tardado en circular.

Desde luego bonita no ha quedado la que antaño levantaba pasiones y por la que se pagaban proposiciones indecentes. Lo más extraño de su rostro actual es el efecto de las mejillas y de la boca que aparece como succionada, como si fuera un pez. Si en la época dorada de Hollywood las actrices accedían a quitarse varias muelas para lucir pómulos, ahora lo que se lleva es la Bichectomía o extracción de las bolas de Bichat. “La extracción de las bolsas de Bichat, los cúmulos de grasa ubicados dentro del espacio bucal y se extiende siguiendo el borde anterosuperior del músculo masetero. El procedimiento consiste en hacer una incisión de entre 3 y 5 milímetros en el interior de la boca, una de cada lado, a la altura de la parte intermedia entre las muelas. A partir de ahí, se extraen las bolsas de bichat, con el objetivo de perfilar el óvalo facial, marcar pómulo y definir borde de mandíbula, con resultados prácticamente permanentes”, nos comenta la doctora Jazmín Fragoso de los centros Beoxy.

Pero, ¿qué decir de esos ojos que no tienen ni una mínima arruguita de expresión después de dos divorcios y uno de ellos demasiado tumultuoso con el estupendo actor Mr. Kutcher? También es otro de los retoques que empiezan por B, blefaro para los entendidos. “La blefaroplastia es una intervención quirúrgica que devuelve al rostro un aspecto más juvenil, eliminando el exceso de tejido adiposo” nos dice la doctora Jazmín Fragoso de Beoxy. También nos comenta que “se aprecia más volumen en su rostro, por lo que podemos sospechar del uso de algún relleno de ácido hialurónico. Puede combinarse con el bótox, que actúa directamente sobre la placa neuromuscular ocupando los receptores de acetilcolina, disminuyendo así la actividad muscular”.

Demi siempre ha estado a la “vanguardia” de tratamientos diferentes. Todavía recuerdo cuando se hizo viral su tratamiento a base de sanguijuelas para desintoxicar su sangre cuando todavía estaba casada con Aston Kutcher, ya entonces se rumoreaba las grandes cantidades de dinero que usaba para estar bella. Ahora, más de una década después, parece que esa cantidad se ha multiplicado, pero no con los mismos resultados brillantes que cuando era la mujer de uno de los hombres más deseados y él, el marido de una de las mujeres más imponentes.

Demetria, ¿te cuento un secreto para que el resultado sea más natural? También hay un bótox eco, el SERUM BOTOX ACTIVE CONCENTRATE de My.Organics con efectos similares a los que se obtienen con inyecciones de la toxina botulínica que “duermen” los músculos y que se aplica antes de la crema facial.

Pero no quiero acabar sin decirte algo bonito, “Demi, tu cabello sigue brillando como siempre”; así que cambia ya de cirujano, vente cuando puedas a España, que aquí hay muy buenos profesionales y vuelve a enamorarnos como a Patrick Swayze en Ghost una y otra vez.