Paz Padilla homenajea a su marido fallecido con un libro que prepara para la muerte

“El humor de mi vida” es el libro en el que plasma sus sentimientos y su fortaleza para afrontar el cáncer que llevó acabó con la vida de su marido

Paz Padilla y su marido
Paz Padilla y su maridoLa Razón (Custom Credit)

La gran historia de amor de Paz Padilla y su marido Antonio es la de dos personas unidas por vínculos que permanecen después de la muerte. La artista tiene muy presente al hombre que le devolvió la felicidad y con el que vivió, dicen, los años más serenos de su vida.

Ahora, Paz quiere homenajear a su Antonio con un libro con tintes autobiográficos muy especial, “El humor de mi vida”, en el que plasma sus más profundos sentimientos y su fortaleza para afrontar el proceso cancerígeno que llevó a Antonio Juan Vidal a la muerte.

Padilla abre su corazón y afirma que “nadie está preparado para morir y sin muy pocas las personas que finalmente realizan una adecuada preparación. Somos una sociedad que vive de espaldas a la muerte por puro terror. Rehuimos hablar de ella, nos prohibimos reflexionar sobre el tema y negamos por sistema su existencia por sí, así, logramos evitarla”.

En el libro nos recuerda que “nacemos, crecemos, asistimos a un sinfín de sitios a los que no queremos ir, algunos insensatos nos reproducimos y morimos”.

Esta concepción de la muerte como un proceso natural es algo que tiene muy presente Paz, quien tuvo que enfrentar en apenas unos meses a dos pérdidas familiares que eran pilares en su vida, la de su madre y la de su esposo.

Paz escribe de la muerte con descaro, aceptando lo irreversible y utilizando el humor para huir de tabúes y miedos.

Este homenaje al que ella califica como “el humor de mi vida”, y de ahí el título de su libro, desvela cómo fueron los últimos meses al lado de Antonio, sabiendo que su enfermedad no tenía solución y luchando para que su esposo, y ella misma, afrontaran la adversidad con un halo de naturalidad, con sentimientos sinceros, palabras positivas y grandes dosis de cariño.

Hoy, la copresentadora de “Sálvame” encuentra sus mayores apoyos en su hija Anna, sus amigos y la práctica de una disciplina muy novedosa del yoga, el bungee workout, que para Paz, como ella misma confiesa, “supone una válvula de escape”.